www.laizquierdadiario.mx / Ver online
La Izquierda Diario
28 de noviembre de 2021 Twitter Faceboock

Quintana Roo
Cañeros paralizan actividades por exigencia de pagos a Beta San Miguel
Javier Méndez, Prof. Historia, Secundaria

Integrantes de la Confederación Nacional de Productores Rurales – Unión Nacional de Productores de Caña (CNPR-UNPC) tomaron el Ingenio azucarero de San Rafael de Pucté, Quintana Roo, en demanda de pagos por ajuste al precio del azúcar, contra la empresa Beta San Miguel (BSM) que se ha beneficiado durante décadas.

Link: https://www.laizquierdadiario.mx/Caneros-paralizan-actividades-por-exigencia-de-pagos-a-Beta-San-Miguel

El conflicto estalló producto de la negativa de la empresa a reconocer el pago del ajuste del precio de la tonelada de azúcar, que se fijó en los primeros meses del año en conjunto con el gobierno federal. Los productores son pequeños propietarios de tierras, ya sea a través de ejidos o parcelas quienes cosechan la caña y la procesan en los ingenios, propiedad de empresarios quienes se encargan además de exportarla, principalmente a EE.UU.

En el caso de la empresa Beta San Miguel, esta es la más grande productora de azúcar a granel a nivel nacional, su conformación se dio a partir del remate de ingenios azucareros durante el gobierno de Salinas de Gortari. En el 88 adquirió 4 de ellos y durante los años siguientes adquirió más, ahora posee 11. Entre todos los ingenios que forman parte de la empresa se han producido en años pasados desde 782 mil hasta más de 1 millón de toneladas.

Según cifras oficiales de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, la producción de azúcar estándar fue de tres millones 410,438 toneladas; la de azúcar blanco especial, 182,721 toneladas; la de azúcar mascabado, 35,876 toneladas, y de mascabado de calidad para exportación a Estados Unidos, 738,146 toneladas. Si bien para este tiempo de pandemia se han reducido las cifras que se tenían previstas, estás han crecido en realidad un 8% en relación con el periodo inmediato anterior.

Inconformidad por abuso contra productores de caña

En otros momentos han estallado conflictos muy parecidos con los productores de caña, quienes han manifestado su inconformidad por la negativa permanente de los propietarios de pagar los ajustes de precio por tonelada de azúcar, pese al crecimiento en el volumen de producción de la materia prima. En marzo del año pasado, por ejemplo, los pequeños productores se vieron en la necesidad de bloquear las entradas de las bodegas para exigir pagos que ya habían sido pactados y que la empresa se negaba a dar, hasta que la movilización les impuso el pago acordado previamente.

Para este año, previo al inicio de la zafra (cosecha) de caña que se supone debió arrancar el pasado 22 de noviembre, los pequeños productores se negaron a iniciar el corte de caña, al mismo tiempo que iniciaron el bloqueo de las bodegas para impedir que salga el stock que posee la empresa para distribuir a mercados del centro y sur del país. A la protesta de sus pares de Quintana Roo se sumaron productores de caña de otros estados como San Luis Potosí, Morelos y Veracruz, con la intención de imponer a los propietarios de BSM una negociación de precio por tonelada de caña menos desfavorable para los cañeros.

Hasta el momento del cierre de esta nota, los directivos de la empresa no han emitido comunicado de intención de diálogo con los productores inconformes para los próximos días, por lo que la toma de las entradas del ingenio de San Rafael Pucté sigue en marcha, dejando en la incertidumbre a decenas de productores que tendrán detenidas sus cosechas de caña por la avaricia de unos cuantos propietarios.

¿Por qué expropiar y poner la industria bajo control obrero?

La serie de conflictos entre pequeños productores de caña y las grandes empresas que están lucrando con el azúcar son una demostración de que el modelo de propiedad privada burguesa solo busca beneficiar a estas últimas y en su camino avanza sobre los pequeños productores campesinos, que se ven sometidos a las condiciones que buscan imponerles al ser los grandes empresarios quienes controlan la industria y la distribución del producto ya procesado.

En México, la producción de azúcar es una de las industrias más antiguas, que data de la época colonial y que durante distintos momentos históricos ha pasado por muchas manos. Después de la Revolución mexicana el Estado tomó el control de casi todos los ingenios y fue hasta finales de 1980 que éstos fueron privatizados. A más de 30 años de haberlo hecho, queda en evidencia que las privatizaciones, pese a que en sus primeros años lograron incrementos en la producción, no se traducen necesariamente en favorecer a las clases bajas, como suelen decirlo los neoliberales.

Los socialistas del MTS consideramos que este tipo de industrias deben ser renacionalizadas, pero puestas bajo control de sus trabajadores, que sean éstos quienes decidan sobre la producción, poniéndola en función del bienestar social y no de la ganancia capitalista. Al cambiar así la forma en la que se produce, se podrían establecer relaciones más favorables para los productores y contribuiría a la unidad entre los trabajadores del campo y la ciudad.

 
Izquierda Diario
Síguenos en las redes
/ izquierdadiariomx
@LaIzqDiarioMX
+525570704442
www.laizquierdadiario.mx