www.laizquierdadiario.mx / Ver online
La Izquierda Diario
14 de mayo de 2021 Twitter Faceboock

Pueblos indígenas
"Pedir perdón no es suficiente si se continua con los megaproyectos": comunidades mayas
La Izquierda Diario México | @LaIzqDiarioMX

López Obrador encabezó la petición de disculpas a las comunidades mayas por la "Guerra de Castas" que tuvo lugar entre el siglo XIX y XX. Sin embargo, promueve proyectos de despojo como el Tren Maya.

Link: https://www.laizquierdadiario.mx/Pedir-perdon-no-es-suficiente-si-se-continua-con-los-megaproyectos-comunidades-mayas

Andrés Manuel López Obrador encabezó un evento desde el estado de Quintana Roo para pedir perdón al pueblo maya a nombre del Estado mexicano. Recordó que hace 110 años, los pueblos mayas de la Península de Yucatán sufrieron el exterminio en la llamada "Guerra de Castas".

La Guerra de Castas se refiere a la resistencia del pueblo maya, que inició en el sur y oriente de Yucatán en julio de 1847, y costó cerca de un cuarto de millón de vidas indígenas. Terminó oficialmente en 1901 con la ocupación de la capital maya de Chan Santa Cruz por parte de las tropas del ejército federal mexicano.

El gobierno organizó esta disculpa como parte de los 15 eventos con motivo de los los 500 años de la caída de Tenochtitlán y 200 años desde la independencia, que contempla además la petición de perdón al pueblo Yaqui en septiembre de este año y a otros pueblos originarios durante el mes de mayo.

“Por convicción propia ofrecemos las más sinceras disculpas al pueblo maya por los terribles abusos que cometieron particulares y autoridades nacionales y extranjeras, en la conquista, durante los tres siglos de dominación colonial y en dos siglos del México independiente”, manifestó.

Ante esto, y en el marco de la coyuntura electoral, representantes de la alianza "Va por México”, han mencionado a través de redes sociales que los verdaderos enemigos de los mayas y de todas las comunidades indígenas de México, son los diputados federales de MORENA, al quitarles más de 2 mil 360 millones de pesos en el presupuesto federal. Declaraciones cínicas, puesto que los partidos que la conforman han sido cómplices en el despojo, la criminalización e incluso el asesinato de líderes indígenas durante décadas.

Los actos oficiales de disculpa a los pueblos indígenas fueron anunciados desde la llegada a la presidencia de López Obrador, que incluso contempló una carta de petición al rey de España, misma que fue rechazada, acto que tensó las relaciones diplomáticas entre ambos países.

Te puede interesar: Ocho claves del pedido de disculpas al Rey de España y al Papa por la conquista

La petición de López Obrador fue rechazada semanas atrás por el Ejército Zapatista de Liberación Nacional, que acusó de oportunismo político al presidente, más que una petición sincera, en un comunicado expresaron que “ni el Estado español ni la Iglesia Católica tienen que pedirnos perdón de nada, pues deben parar de jugar con el pasado lejano para justificar, con demagogia e hipocresía, los crímenes actuales y en curso”.

Ante esto, activistas mayas expresaron que pedir perdón no basta, pues los pueblos mayas enfrentan problemáticas que exigen una respuesta, incluyendo la escasez de maíz, la vacunación, la infraestructura educativa, los feminicidios y el avance en los megaproyectos como el Tren Maya, mismo que López Obrador ha promovido incesantemente a pesar del amplio rechazo entre las comunidades.

López Obrador no dice nada acerca del saqueo que inició con la llegada de los españoles y que aun continúa. Y no hay disculpa pública que frene la expoliación que llevan a cabo las trasnacionales españolas en territorio mexicano, como BBVA -que posee 21.5% de activos del sector bancario en México-, Gas Natural Fenosa, principal beneficiaria de la distribución del gas natural doméstico y que junto con Iberdrola generan más del 20% de la energía eléctrica y Repsol que tiene un contrato de explotación de gas en el Golfo de México y suministra gas licuado a la planta regasificadora de Manzanillo.

Además se ha negado a escuchar las exigencias de las comunidades de parar los megaproyectos en el sur del país, especialmente el del Tren Maya, que en medio de la crisis sanitaria por covid-19, el gobierno federal dio luz verde al inicio de la construcción de esta mega obra y militarizó la región por medio del despliegue de la Guardia Nacional. Que más allá de "generar progreso" como ha defendido el gobierno de la 4T representa la continuidad del despojo hacia los pueblos originarios.

Relacionado: Tren maya: Pueblos indígenas y recursos naturales bajo amenaza

 
Izquierda Diario
Síguenos en las redes
/ izquierdadiariomx
@LaIzqDiarioMX
+525570704442
www.laizquierdadiario.mx