www.laizquierdadiario.com / Ver online / Para suscribirte por correo hace click acá
La Izquierda Diario
21 de junio de 2019 Twitter Faceboock

TARIFAZOS
Pobreza energética: un flagelo que crece en Argentina por la voracidad capitalista
Celeste Vazquez

El histórico apagón del domingo dejó al descubierto la irracionalidad con la que actúa el sistema capitalista. Ganancias millonarias para los “dueños de la energía” como Mindlin y Caputo, de un lado; servicios públicos inaccesibles para las amplias mayorías expuestas a enfermedades y muertes, del otro.

Link: https://www.laizquierdadiario.com/Pobreza-energetica-un-flagelo-que-crece-en-Argentina-por-la-voracidad-capitalista

El domingo por la mañana la vida de los millones de argentinos se trastocó. Muchos planes del “día del padre” sufrieron cambios o directamente fueron suspendidos. Familias enteras tuvieron que improvisar con velas los festejos. Pero también familias enteras tuvieron que sortear obstáculos mayores. Cómo la familia de Juan que es electrodependiente y tuvo que hacer las mil y una para que sobreviva al apagón, o como las miles de familias inundadas y evacuadas ese fin de semana, muchas de las cuales perdieron casi todo lo que con mucho esfuerzo lograron conseguir.

Pero, ¿sabías que hay familias que ya tenían contemplado no tener luz ese domingo? Seguramente respondas que no y te preguntes ¿por qué harían semejante cosa? Porque servicios básicos como la luz y el gas se han vuelto un bien de lujo. Y muchas veces el dinero no alcanza para acceder a ellos.

Así vive, como muchos otros, David en Merlo que desde hace un año y medio tiene luz con un medidor prepago de Edenor al que tiene que recargar como si fuera el celular. “Cuando se agota, se agota. No importa que sea la madrugada, no importa que sea de día, si vive una familia numerosa, no importa si tenes niños. Se apaga, te quedas sin luz y tenes que volver a las velas, o tenes que buscar otra alternativa”, le relata a La Izquierda Diario.

Así también vive Adela en Moreno. “Tenía el legítimo medidor con el que pagaba todos los meses. Pero lo sacaron y pusieron este otro con el que tengo que pagar cada viernes $ 500. A mi a veces no me va a alcanzar todos lo viernes para pagar”, le cuenta Adela también a este medio.

Ni David, ni Adela, ni los 180 mil hogares que tiene luz mediante este mecanismo lo eligieron. Fueron obligados porque viven en barrios pobres, donde es imposible pagar facturas de $ 5.000 o 6.000. Les fue impuesto, en este caso por Edenor, porque bajo el capitalismo los servicios esenciales, que deberían ser un derecho, no lo son y en cambio sí son un negocio.

Solo así se explica la muerte, entre otras, de Valentino, de apenas 5 años, a quien Edesur le cortó la luz porque su mamá no pudo pagar una factura de $ 60.000.

Te puede interesar: Rehenes de Edenor y Edesur: historias de electrodependientes detrás de los tarifazos

Una pobreza que también mata

La pobreza energética es la incapacidad de las familias de hacer frente al pago de las facturas de los servicios de energía. Son considerados pobres aquellos que no pueden acceder o deben destinar más del 10 % de sus ingresos al pago de estos servicios que en Argentina en los últimos tres años aumentaron un 2300 %,. Un terrible saqueo al bolsillo de la inmensa mayoría, que además debe afrontar deterioro generalizado de sus condiciones de vida producto de la profundización del ajuste ordenado por el FMI.

Según un informe de Economía Política para la Argentina (EPPA), en el 2015 la participación de la canasta energética en el salario mínimo era de 6,3 %, en 2018 fue de 16,3 % y pasará a 18,3 % en junio de este año.

Si nos guiamos por estos números, la inmensa mayoría de la población en Argentina podría ser considerada bajo la línea de pobreza energética.

La pobreza energética conlleva enfermedades y hasta la muerte.Y por supuesto a quienes más afecta es a niños, mayores de 60 años y personas con enfermedades crónicas. Entre las enfermedades más comunes está la infección en las vías respiratorias y las intoxicaciones por monóxido de carbono que causan la muerte.

Mientras la inmensa mayoría de la población es obligada a vivir en condiciones de pobreza energética, hay un puñado de capitalistas, que encima son amigos del presidente Mauricio Macri, como Marcelo Mindlin (dueño de Pampa Energía y Transener, la concesionaria de la línea señalada como la que originó el apagón) y Nicolás Caputo (accionista de Central Puerto y Edesur) que se embolsan millones.

En el primer trimestre de 2019, Pampa Energía tuvo ganancias por 6.375 millones de pesos. Mientras que Central Puerto ganó $ 16.318 millones entre enero y septiembre de 2018 y Edesur obtuvo ganancias en los primeros nueve meses de 2018 por $ 1.939 millones, un 437 % más respecto del mismo período de 2017.

Podés leer: Detrás del apagón, las ganancias millonarias para Caputo y Mindlin, amigos de Macri

¿Cómo lograr que los servicios públicos vuelvan a ser un derecho?

Como vemos, bajo el capitalismo el derecho de contar con el libre acceso a servicios indispensables para nuestras vidas no está garantizado. Lo que sí está garantizado son las millonarias ganancias para los empresarios. Y el Estado es quien asegura esa ganancia, no solo a través de los tarifazos, marca registrada de Cambiemos, sino también manteniendo el esquema privatizador que impuso el menemismo durante los noventa.

Hoy la campaña electoral ya está desplegada y el profundo drama social que le provocan los tarifazos a las familias no encuentra en ninguna fórmula presidencial, excepto la de la izquierda, una respuesta positiva.

Por un lado, Macri hace poco dijo que en un futuro mandato presidencial volvería hacer "lo mismo pero más rápido", y por el otro los Fernández, como analizamos en este diario, no proponen ni plantean nada al respecto, como si no fuera uno de los grandes problemas que atraviensan las familias argentinas. Ni retrotraer los tarifazos al inicio de la gestión macrista, y mucho menos cuestionan las privatizaciones. ¿Será porque durante los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner el Estado repartió U$S 162 mil millones en subsidios para los empresarios concesionarios de los servicios y se mantuvo lo esencial del esquema privatizador? Susidios millonarios que solo sirvieron para mantener las ganancias empresariales, y no para mejorar el servicio.

Solo una medida de fondo, como la nacionalización y reestatización sin pago de todas las empresas privatizadas bajo control, administración y gestión de trabajadores y control de los usuarios populares puede revertir la situación actual de millones de familias acechadas por la pobreza energética. ¿Por qué? Porque es una medida pensada desde una lógica totalmente opuesta a la de los capitalistas cuyo único objetivo es obtener ganancias.

Satisfacer las necesidades de la población, y no la de un puñado de empresarios, es lo que guía a quienes plantean la estatización de los servicios como única medida realista. Es lo que plantea hoy la izquierda en Argentina.

Podés mirar: [Video] ¿Qué hacer para que los tarifazos no nos sigan robando nuestros salarios y nuestras vidas?

 
Izquierda Diario
Seguinos en las redes
/ izquierdadiario
@izquierdadiario
Suscribite por Whatsapp
/(011) 2340 9864
contacto@laizquierdadiario.com
www.laizquierdadiario.com / Para suscribirte por correo, hace click acá