Juventud

REPRESIÓN

Tres dirigentes estudiantiles sumariados en la Universidad Católica de Temuco

La universidad suspendió por dos semestres académicos a tres dirigentes que integran la Federación de Estudiantes; esto luego de que se les aplicara un sumario administrativo producto de las movilizaciones nacionales del 2016. Los afectados, presentaron una acción legal contra la institución.

Viernes 3 de marzo de 2017

El viernes 06 de enero del 2017, se hizo entrega de la formulación de cargos del Sumario Administrativo realizado por la UC Temuco a tres integrantes de la Mesa Ejecutiva FEUCT; responsabilizando a Saúl Sepúlveda, secretario general; Felipe Venegas, secretario político; y Pablo Figueroa, secretario académico, de las ocupaciones totales y parciales de los campus de la UC Temuco, y también por daños, deterioro y viciación de las actividades académicas durante el primer semestre del 2016, en el contexto de las movilizaciones nacionales.

La Universidad Católica de Temuco (UCT), una vez más arremete contra los estudiantes movilizados, sumariando a tres integrantes de la Mesa Ejecutiva FEUCT. A raíz de un injusto sumario, y sin pruebas de los hechos que se les imputan, los estudiantes fueron sancionados con dos semestres académicos. Uno de ellos decidió dejar de estudiar en dicha casa de estudios.

Ante los hechos, el 23 de febrero, la Mesa Ejecutiva de la Federación presentó un recurso de protección en favor de los dirigentes que fueron suspendidos tras la aplicación de sumario, quedando este recurso como admisible, según lo dictado por la primera sala de la Corte de Apelaciones de Temuco.

Una situación recurrente

El año 2014, al pulso de decenas de compañeros y compañeras, luego de un extendido proceso de reflexión y debate, marcado también por luchas locales, se construyó un estatuto que finalmente fue votado por cerca de dos mil estudiantes. Así luego de casi diez años de inexistencia y omisión de la organización estudiantil, se reconstituyo la Federación de Estudiantes. Una herramienta necesaria para los miles de estudiantes que alberga la Universidad Católica, pero que sin embargo, desde su origen, dicha orgánica ha sido perseguida por el Gobierno Universitario, aplicando medidas represivas a cada hecho de movilización y organización de los estudiantes.

La situación de sumarios no es nueva en la casa de estudios. La UC Temuco, a través de sus altos cargos, tiene un largo expediente de hostigamiento y persecución contra quienes nos hemos movilizado en el marco de las protestas estudiantiles. Ya el año 2015, la Universidad procedió en un idéntico proceso sumario a los miembros de la Mesa Ejecutiva FEUCT y a otros tres representantes estudiantiles, querella que fue desestimada por Fiscalía en dos oportunidades.

Queda claro con estos hechos que el discurso humano y de solidaridad que adopta la iglesia a través de su propaganda en la ciudad, no es más que una máscara hipócrita de quien se viste de divino en lo público y en lo interno actúa sancionando a quien decida organizarse por sus derechos, como ya la vimos en la movilización del Sindicato de Profesionales de la UC Temuco, donde el Gobierno Universitario una vez más respondió con migajas y represalias.

Es por esto que desde la Izquierda Diario, Temuco, hacemos un llamado a acompañar a los estudiantes sumariados, a quienes se les han vulnerados sus derechos, y a salir a denunciar esta grave situación que golpea una vez más a los estudiantes movilizados. No se puede permitir más la persecución y el hostigamiento político de un puñado de autoridades intransigentes que históricamente han reprimido, no solo a los estudiantes y trabajadores, sino también a sus espacios de organización, boicoteando asambleas y poniendo trabas para el desarrollo de la actividad política.






Temas relacionados

Universidad Católica de Temuco   /   Movimiento estudiantil   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO