×
×
Red Internacional

Desastre ambiental. Tres de Febrero: evacuan escuelas y prohíben uso de agua por fuga de amoniaco

En el frigorífico SUR S.A, ubicado en el barrio Churruca, se produjo en la noche del jueves un escape de gas amoniaco, producto de la fuga en una válvula de seguridad. ¿Accidente o negligencia?

Entrevistando a los afectados que viven en los alrededores del frigorífico, nos decían que se sorprendieron con la noticia, que si bien la fuga se contuvo en unas horas, todavía quedaban consecuencias: "Nos informaron que no iba a haber clases por la expansión de amoníaco y que había mucha gente intoxicada. Sin ir más lejos, estaba lavando los platos y el agua tenía olor a cable derretido. A los vecinos les pasa lo mismo. Hay una alerta que dice que no se la puede usar ni para lavar las verduras ni para cocinar".

"A su vez, nos encontramos en la obligación de tener que comprar agua. Uno va a hacerlo pero lo que creo es que deberían estar enviando agua para todos porque hay mucha gente que no puede comprarla", enfatizó el vecino afectado.

En este sentido, otra vecina del lugar nos relataba: "Mi marido, que trabaja en albañilería en Churruca, le afectó el gas. Empezó con dolor de cabeza y le faltaba el aire, se agitaba, lo llevaron al hospital y lo inyectaron para abrirle las vías respiratorias. Estuvo cuatro horas en observación. Hoy estaba bien, pero al volver al laburo, comenzaron de vuelta el dolor de cabeza y los vómitos".

Los testimonios dejan en claro que el gobierno municipal se desentiende de los hechos y deja a su merced a los afectados. Las únicas explicaciones son: “Estamos al tanto y a disposición de lo que nos digan”. Algo poco cierto, si se atiende a lo que plantean las propias afectadas.

¿Qué consecuencias tiene la contaminación por amoníaco?

La sensibilidad respiratoria es un primer síntoma, comprometiendo el tracto respiratorio superior ya que es irritante pero también pulmonar (causando por ejemplo lesiones), también sensibilización cutánea porque la exposición puede generar ampollas, comezón si se tiene contacto con él o se consumen alimentos contaminados y quemadura si es por en exposición directa (amoniaco líquido).
Es por esta misma razón que se recomienda el NO consumo de agua, ya que podría estar contaminada.

Desde LID consultamos con trabajadores especializados en el tema, de la Cooperativa de Aguas y Servicios Cloacales de la zona. Dijeron: "La contaminación se da en perforaciones precarias y ahí sí, este elemento, puede llegar al pozo y generar inconvenientes. En redes públicas es más difícil ya que tienen presión positiva y es difícil que entre en el agua que está presurizada, en esta el agua sale a chorro si hay una pérdida, evitando que ingresen elementos así".

En relación a la recomendación de no usar el agua para higiene y consumo, nos planteó que "la alarma por esto es justa, ya que el amoniaco tiene graves consecuencias pero el problema con el agua se da porque es una zona humilde donde hay pocas redes y perforaciones con poco criterio técnico al faltar o no estar completa la red pública".

Con esto cabe preguntarse ¿Por qué los habitantes tienen que arreglárselas con perforaciones y no les está garantizado el acceso al agua potable de red?. Vivimos en una época donde se puede acceder a estos servicios, no como en el siglo XIX, pero las prioridades están invertidas para todos los gobiernos.

Barrio aledaño al frigorífico donde ocurrió el escape de gas

Luego de la fuga, lo que corresponde hacer es análisis para saber la calidad del aire pero también del agua en el lugar, ya que esta contaminación por amoniaco causó que trabajadores de la fábrica, bomberos y vecinos debieran ser asistidos. Sabiendo esto algunos vecinos decidieron auto evacuarse o tomar medidas individuales para afrontarlo.

Quienes vivimos en Tres de Febrero sufrimos contaminación del aire las 24 horas, los 7 días a la semana. Es que tenemos el Arroyo Morón y su olor nauseabundo producto del derrame intencional de afluentes de las fábricas aledañas al que se suma el olor del CEAMSE, que afectan constantemente nuestra salud. Así atravesamos la pandemia del COVID-19 con estos factores, y anoche, se sumó otro. Las medidas de prevención son escasas. Además, no hay un muestreo para identificar la presencia de amoniaco en el ambiente.

Te puede interesar: Tres de Febrero: vecinos movilizados para preservar el único pulmón verde del barrio

Hoy a esos vecinos de Churruca les sigue afectando la fuga de amoniaco, porque no cuentan con red segura de agua y tienen que arreglárselas de forma precaria. Mientras tanto, estos empresarios de la carne, verdaderos beneficiarios de las políticas económicas de reducción de impuestos y aumento del precio del producto, evidentemente no hacen el mínimo mantenimiento.

Cabe destacar que el Frigorífico SUR es parte de un conglomerado de 3 empresas que conforman “South Agribussines” y comercializan a Europa, América, Asia y África todo tipo de carne animal, según informan en su web site. Es decir, problemas económicos no tienen ninguno, por eso mismo necesitamos que se tomen medidas urgentes. Para eso tienen que ponerse en primer lugar a las grandes mayorías y no a las empresas.

Es por esto que no puede quedar en un accidente lo sucedido el jueves a la madrugada. Es perentorio cerciorarse que no puede volver a haber un nuevo escape de amoniaco contaminante. El gobierno provincial de Kicillof y municipal de Valenzuela son responsables. Mientras tanto, este diario está abierto a recibir todos los testimonios que pongan de relieve estas problemáticas. Porque queremos darle voz a los que no la tienen.


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias