×
×
Red Internacional

Conferencia matutina. Temas de la mañanera: campaña contra Podemos y compromisos con EE.UU.

La mañanera de este viernes tuvo a López Obrador declarando su solidaridad con los dirigentes del partido Podemos de España y explicar los compromisos que el país adquirió con Estados Unidos.

Viernes 15 de julio | 12:42

En su conferencia de este viernes, el presidente López Obrador denunció la campaña que está haciendo la derecha española contra el partido Podemos. Calificó de "infame" la situación y que hay países donde “está más arraigado y rancio” el conservadurismo de derecha.

“Se ponen el banquillo de los acusados y empieza una campaña contra ellos de infame de desprestigio de todo el conservadurismo y es un conservadurismo el extremista, muy intolerante, de lo peor, de lo peor. [...] Ahora se está conociendo de que le inventaron a los dirigentes —de Podemos— acusaciones y en esto también participaron medios de información, algo que ya conocemos en México.”

Podemos, conocido como "la formación morada" por su color distintivo, es un partido de corte neorreformista surgido en el Estado Español en 2014. A pesar de ostentar que es "el partido del 15M" —en referencia a las manifestaciones de los "indignados" que el 15 de mayo de 2011 y durante gran parte de 2012 protestaban contra el desempleo rampante en la juventud de ese país—, Podemos en realidad refleja su negación.

El dirigente principal hasta hace no mucho era el politólogo Pablo Iglesias, quien desde el minuto cero puso la estructura partidaria centrada en él y sus colaboradores más cercanos, donde poco a poco se fueron plegando las distintas alas en su interior y negando la posibilidad de que hubiera plataformas disidentes. En el caso de la formación Izquierda Anticapitalista, Iglesias los amenazó con expulsión si no abandonaban la "doble militancia", lo que provocó la escisión de una parte, mientras que la otra se autodisolvió y se renombró "anticapitalistas".

Efectivamente existe una campaña desde sectores de derecha para atacar a este partido, en especial aquellos ligados a la formación Vox, que defiende el exterminio indígena en América. Podemos y sus dirigentes han sido asociados (como no podía ser de otra manera) con el chavismo en Venezuela y el lulismo en Brasil.

Pero a pesar de su retórica de "izquierda", Podemos se ha caracterizado por un profundo oportunismo político que los ha llevado hoy nada menos que a ser parte de la coalición del gobierno español bajo el nombre de "Unidas Podemos" junto a la formación Izquierda Unida, donde se jactan de ser "el gobierno más progresista de la historia" de ese país. Lo que ni Iglesias ni López Obrador mencionan, empero, es que ese oportunismo se expresó en el paulatino abandono de las políticas que Podemos levantaba en campaña para atraer a sectores de jóvenes y trabajadores descontentos.

Las políticas de la "troika" europea (compuesta por la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional) que exigían recortes presupuestales en salud, educación y transporte y que llevaron a un 25% de desempleo general y un 50% de desempleo entre la juventud española derivaron en que los "indignados" corearan una consigna contra el bipartidismo español encarnado por el Partido "Socialista" Obrero Español y el Partido Popular. Dicha consigna decía: "PSOE y PP, la misma mierda es". A pesar de ello, Iglesias y su formación fueron poco a poco acercándose a ese PSOE que decían criticar.

Asimismo, demandas profundamente sentidas como la municipalización de los servicios públicos, el alto a la persecución de vendedores ambulantes de origen migrante o la independencia catalana, todas ellas fueron relegadas por la formación morada una vez llegada al poder de la mano del PSOE. Los servicios públicos no fueron municipalizados, los vendedores ambulantes (conocidos como "manteros" por poner sus mercancías en mantas) han sido perseguidos por la policía en ciudades gobernadas por los "podemitas" y los políticos y activistas independentistas catalanes son perseguidos por el régimen español.

Ante situaciones como la masacre ocurrida recientemente en Melilla o el abandono de la causa por la independencia del Sahara Occidental, Podemos ofrece algunas críticas tibias, pero se mantiene en el gobierno. Ante ello, diversos activistas han coreado contra el gobierno del PSOE-UP "no sois progresistas, sois imperialistas".

Precisamente ante esta derechización es que los sectores conservadores pasan a la ofensiva. Nada perjudica más a la izquierda que un partido que se ufana de pertenecer a ese lado del espectro político pero que en los hechos defiende políticas de derecha. La solidaridad de López Obrador en realidad oculta y avala estas políticas que atacan a los mismos sectores que Podemos decía defender.

Relación México-EE.UU. y los compromisos del gobierno de AMLO

Otro de los temas tocados fue la relación del país con el "vecino del norte", donde el presidente enlistó varios de los acuerdos y compromisos a los que llegó su gobierno. Entre ellos, el incremento de visas temporales de trabajo para migrantes mexicanos y centroamericanos, así como "inversión también para Centroamérica, para los programas de bienestar, inversión para agilizar trámites fronterizos".

Asimismo, reveló que México comprará 20 mil toneladas de leche en polvo, lo cual no afectará a los productores nacionales ya que "no somos autosuficientes" y solamente se estaría comprando lo que faltaría para satisfacer la demanda.

Van a invertir 40 mil millones de dólares particularmente en el sector energético, nos van a vender a precios justos fertilizantes y nos van a vender leche para las lecherías Liconsa que están en las colonias populares

Asimismo, declaró que el país pondrá a disposición de Estados Unidos un gasoducto para hacer frente al invierno "en caso de que se requiera". Se trataría de "un gasoducto que se tiene por la frontera desde Texas, desde Juárez, hasta California, por si se requiere transportar gas, y nuestra disposición a seguir trabajando de manera coordinada con el gobierno del presidente Biden", dijo.

Finalmente, AMLO declaró que asistirá a la cumbre de líderes de América del Norte. "Es un hecho que viene en noviembre de nuevo. En México se va a llevar a cabo la cumbre de los tres países de América del Norte para revisar lo del [T-MEC]. Además, el 12 de diciembre se cumplen 200 años de nuestras relaciones como naciones", declaró. Este gesto contrasta con la ausencia del mandatario en la Cumbre de las Américas; ahora que no hay una exclusión tan evidente en ese espacio, López Obrador no tiene reparo en asistir a dicha reunión con un tratado que ha profundizado y multiplicado las consecuencias del viejo TLCAN.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias