Política México

LÍNEA 12

Seguridad y derechos laborales en el transporte público, un tema enteramente político

La investigación revelada por The New York Times increpó directamente a figuras clave de la 4T. Al respecto, Claudia Sheinbaum ha pedido no politizar el tema. Nosotros nos preguntamos, la seguridad de los pasajeros y los derechos laborales de quienes laboran en el transporte público ¿resulta un tema político?

Martes 15 de junio | 22:57

El diario internacional califica la tragedia como “una crisis política que podría afectar a dos de las figuras más poderosas del país”, refiriéndose al Secretario de Relaciones Internacionales Marcelo Ebrard y el empresario Carlos Slim.

AMLO se remitió a calificar el artículo de investigación como “basado en filtraciones” y algo que “la prensa sensacionalista” aprovechará para golpear a su gobierno. La respuesta de Marcelo Ebrard, fue publicar su propia versión de las respuestas otorgadas a The New York Times, mientras asegura que las preguntas realizadas por el diario “parten de premisas falsas”.

Te puede interesar: "Son filtraciones y sensacionalismo": AMLO sobre reportaje del New York Times

Por su parte, Claudia Sheinbaum, respaldó al canciller llamando a que se espere los resultados de las investigaciones periciales realizadas por la empresa DNV, que de acuerdo a los mandatarios, se revelarán en los próximos días, mediante la Secretaría de Gestión Integral de Riesgos y Protección Civil.

La jefa de gobierno, también fue enfática en que a ella no le corresponde implementar las sanciones que emanen de dicha investigación, pues esto le corresponde a la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJCDMX), y en un tono aún más conciliador, declaró que no habrá confrontación con Marcelo Ebrard.

Para mí este no es un tema político de ninguna manera. Es más, sería mezquino, como lo dije desde el primer día, hacer de este un tema político

Más allá de la tragedia ¿Qué ocurre en la línea 12?

En un reportaje, revelado recientemente por Animal Político, quien se dio a la tarea de entrevistar a trabajadores del metro, se leen las palabras de Patricia Martínez, “esto sólo era cuestión de tiempo”.

Patricia Martínez, nombre ficticio de la Empleada Técnica del área de telecomunicaciones del Sistema de Transporte Colectivo Metro (STC), señala todas las inconsistencias en el mantenimiento del STC, las cuales se han profundizado en los últimos años.

Mientras las funciones de empleados técnicos como Patricia se constriñe a aspectos como el mantenimiento preventivo y correctivo de los dispositivos de telefonía automática directa y de trenes, así como del aparato tecnológico que permite la comunicación aún bajo tierra, la trabajadora denuncia que la infraestructura digital empelada para las comunicaciones críticas, de sistemas de transporte masivos como el metro, conocido como Terrestral Trunked Radio (TETRA) son jurisdicción de empresas privadas.

Patricia explica que este sistema se implementó primero en la Línea 12, pero actualmente opera en toda las líneas del metro, y para su uso, no existe ningún tipo de capacitación para los empleados que día a día vemos los millones de usuarios a bordo del STC. La trabajadora también señaló que:

Los trabajadores de las empresas privadas hacen mantenimientos mayores y a nosotros nos mandan a hacer el recorrido con ellos, para que puedan entrar a los locales y checar lo que finalmente son nuestros equipos. En sí no aprendemos nada: ¡nada más vamos de compañía!

Por su parte Marco Antonio Hernández, trabajador recientemente jubilado, con 36 años de experiencia en la red contra incendios del área técnica del STC, menciona que lo que se implementó en la línea 12, es parte de una medida que se busca implementar en toda la red del STC: hacer cada vez más outsourcing y asociaciones con empresas privadas.

“Los técnicos privados no tienen idea de lo que implica el Metro. No bajan a las vías si no tienen botas, y, claro, es su derecho. Pero nosotros del Metro bajamos sin las botas adecuadas si hay una herramienta tirada o un cable que se zafa en las vías. Tenemos que actuar porque sabemos que se pone en riesgo la seguridad de nuestros compañeros y de los usuarios”, lamenta Ayala.

Transporte público, gratuito y seguro: una responsabilidad del Estado

En su artículo, el New York Times da cuenta de que las palabras utilizadas por Tania, una de las sobrevivientes del colapso del metro del pasado 3 de mayo, fueron las mismas empleadas por Joel Ortega, director del metro en 2014, cuando un tramo de la Línea 12 tuvo que ser clausurada para su revisión: “La línea está bailando, (…) el tren está flotando sobre la vía”.

Las múltiples inconsistencias en la aprobación del proyecto de la Línea Dorada del metro, su gestión a cargo de empresarios que en todo momento pusieron por delante sus ganancias, así como los distintos momentos en los que la línea 12 debió ser sometida a revisiones y reparaciones, deja claro que el desplome del tren, que ahora se ha vuelto un escándalo internacional, fue una tragedia anunciada desde 2007 cuando Marcelo Ebrard anunció la ampliación del STC, con la falsa promesa de “cambiar la vida de los pobres y marginados”.

Lo realmente alarmante es que el gobierno de la Ciudad de México, sin importar el emblema del partido al mando, ha sido incapaz de garantizar seguridad y eficiencia para los usuarios del STC, mientras avanza contra los derechos laborales de los trabajadores de la red de transporte.

Si el Estado no lo garantiza, es necesario que trabajadores y usuarios del metro pelemos por ser quienes administremos este servicio, pues somos nosotros quienes conocemos su funcionamiento y las necesidades a las cuales se debe adecuar. La gratuidad del STC se podría garantizar con impuestos a las grandes fortunas de empresarios como Carlos Slim, que hoy queda impune.

Es verdad que la derecha ha buscado montarse en esta tragedia para golpear al gobierno de la 4T. Sin embargo, mientras lo que este en juego sea el día a día de millones de trabajadores, el cual queda subordinado a las decisiones de políticos y empresarios que lucran con nuestras vidas y se cubren las espaldas entre ellos ante sus propias negligencias, nosotros seguiremos sosteniendo que se trata de un tema enteramente político.

Te puede interesar: Cuando la muerte viaja en tren: Ebrard, Slim y el metro de la línea 12






Temas relacionados

Marcelo Ebrard Casaubón   /   Claudia Scheinbaum   /   Política México   /   STC-Metro    /   AMLO

Comentarios

DEJAR COMENTARIO