×
×
Red Internacional

Las mujeres que laboran en el sector de la salud y asistencial ganan en promedio 24 % menos que los hombres. Esta brecha salarial de género es mayor que en otros sectores económicos.

Maestra Teresa AguilarMaestra de secundaria, Agrupación Magisterial y Normalista Nuestra Clase

Miércoles 27 de julio | 19:55

Esto se sabe por el informe conjunto de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Organización Mundial de la Salud (OMS), titulado: “La brecha salarial de género en el sector de la salud y asistencial: un análisis mundial en tiempos de COVID-19”.

De acuerdo con el estudio, la brecha salarial de género tiende a ser mayor en las categorías salariales más altas, donde prolifera la cantidad de hombres, mientras que hay mayor cantidad de mujeres en las categorías salariales más bajas.

En México, la participación de las mujeres en el personal de salud es superior en las áreas de enfermería, en las que se estima que 79.6 % son mujeres, mientras que en el personal médico su participación es del 41 % según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI, 2020).

Algunos factores para ocupar cargos superiores son la edad, la educación y el tiempo de trabajo; lo que excluye a las mujeres, ya que históricamente y en el actual sistema patriarcal, las mujeres se han encargado de los trabajos del hogar y los cuidados familiares, eximiendo a los hombres de estas tareas, además de ocuparse en uno o más trabajos asalariados.

El trabajo doméstico no suele ser reconocido por el Estado, pues generaría una pérdida en las ganancias de la clase dominante a la que sirve, la burguesía, que se lleva a los bolsillos las ganancias que produce este trabajo no remunerado.

Al normalizarse que las mujeres se encarguen del cuidado de las familias, ser madre y trabajar en el sector de la salud resulta ser una cuestión adicional de discriminación. El informe revela que durante los años reproductivos de la mujer, las brechas salariales entre hombres y mujeres aumentan considerablemente en detrimento de las madres trabajadoras, mismas que persisten durante el resto de su vida laboral.

Por su parte, el informe: “El sector salud: un ambiente disparejo para las mujeres” del colectivo México ¿cómo vamos? y de la empresa Grupo Sohin, arroja datos en relación a la diferencia de género para las trabajadoras en hospitales públicos y privados.

Algunos de los datos que muestran la desigualdad son:

● El 97 % de los enfermos en el mundo son cuidados por una mujer.

● En todas las ocupaciones, a excepción de enfermería, los hombres tienen una mayor percepción salarial que las mujeres.

● Sólo 6 % de las mujeres en el sector salud ocupan posiciones directivas y ganan hasta un 22 % menos que los hombres en estas posiciones.

● Las mujeres con un empleo en el sector salud dedican 18 horas semanales a labores no remuneradas, 12 horas más que los hombres (ambos sufren la sobreexplotación laboral).

Sumado a esto, la crisis sanitaria por COVID-19 dejó en evidencia el severo desmantelamiento y la ruina de los sistemas de salud pública, que bajo décadas de políticas neoliberales, fueron privatizados y saqueados en detrimento de la salud del pueblo trabajador y en donde las mujeres sufrieron las peores consecuencias, pues viven en situación de pobreza laboral con mayor frecuencia que sus pares varones.

Te puede interesar: [TITULOTe puede interesar: Día de Acción por la salud de las mujeres en tiempos de Covid https://www.laizquierdadiario.mx/Dia-de-Accion-por-la-salud-de-las-mujeres-en-tiempos-de-Covid

  •  >LINK]
  • Unidad desde las bases de distintos sectores laborales

    Las y los trabajadores del sector salud merecen tener mejores condiciones laborales. Por ello, deben exigir asambleas a sus direcciones sindicales en las que asista todo el personal de salud, sindicalizados y no, en las que se discuta la desigualdad de género y las demandas de las mujeres, pues urge terminar con la diferencia salarial y de trato laboral que utiliza la patronal para dividirnos como trabajadores, ya que por separado puede derrotarnos fácilmente.

    Las trabajadoras de la salud mostraron su fuerza siendo la primera línea de lucha contra la pandemia. Sus demandas no son ajenas al resto de los sectores que vienen padeciendo las políticas antiobreras y antipopulares y su profundización tras la pandemia de Covid-19. Por eso necesitamos unirnos por mejores condiciones para las familias trabajadoras en su conjunto.

    El Foro-Encuentro "Reforma laboral, precarización y derechos de las y los trabajadores" se llevó a cabo en aras de esa unidad, reunió a varias organizaciones, trabajadoras y trabajadores de distintos sectores en el ánimo de llegar a acuerdos conjuntos para luchar con un programa común. Te invitamos a estar al tanto de las publicaciones de este diario para unirte a las convocatorias que surjan más adelante.

    Puedes ver las transmisiones del Encuentro en Facebook:

    Sábado 23 de julio:

    Domingo 24 de julio:

    Conquistar mejores condiciones de trabajo y de vida debe ser una tarea diaria en la agenda de las y los trabajadores. Requerimos luchar por un sistema económico y social que favorezca la vida y la salud de las grandes mayorías, contra el capitalismo que lucra con ellas.




    Comentarios

    DEJAR COMENTARIO


    Destacados del día

    Últimas noticias