×
×
Red Internacional

En medio de la pandemia, los docentes del Telebachillerato Comunitario a nivel nacional convocan a movilización en la Ciudad de México el próximo 2 de diciembre, contra el cierre de planteles y por basificación para todos.

Martes 1ro de diciembre de 2020 | 22:49

Este 2 de diciembre, docentes del Telebachillerato Comunitario (TBC) a nivel nacional, agrupados en el Frente Único Nacional de Trabajadores del Telebachillerato Comunitario (FUNTTBC), anunciaron una movilización en Ciudad de México.

Las principales demandas de miles de docentes que a nivel nacional sostienen educación en las comunidades más alejadas de los estados son la aplicación de la ley para el subsistema; el no cierre de los planteles; respeto y pleno reconocimiento a los derechos laborales; basificación para todos los docentes y el reconocimiento en la estructura de la SEP para el TBC.

Los docentes vienen luchando por basificación y contra el cierre de los planteles en plena pandemia. Anteriormente organizaron una movilización a la Ciudad de México dónde el gobierno federal ofreció una mesa de negociación junto a las direcciones sindicales del Conalep y la CNTE.

Pero, pese al supuesto compromiso con los docentes para resolver sus demandas y el retorno a las discusiones por estado, ahora los docentes no sólo enfrentan la falta de pagos y despidos injustificados, sino que enfrentan la amenaza de cierre de planteles.

En Chiapas la Secretaria de Educación Estatal cortó de tajo el pago de quincenas a 690 docentes sin explicación alguna y comenzó una serie de cierres de planteles. Chiapas cuenta con 230 planteles del TBC. De concretarse el cierre de todos los planteles, esto implicaría que 14mil estudiantes pierdan la posibilidad de seguir estudiando.

Esta situación crítica del TBC no es aislada en el gremio educativo. En medio de la pandemia, la SEP canceló el rescate de las once universidades en quiebra, lo cual implica un riesgo enorme para más de 60 mil trabajadores académicos y administrativos, por ello recientemente aprobó un presupuesto extraordinario para que dichas universidades puedan llegar a fin de año, pero sigue sin resolverse de fondo la dura situación que atraviesan dichas universidades.

Así mismo y bajo la crisis económica el gobierno ha decidió pedir desde la SEP que la universidades recorten su propio presupuesto, como en la Universidad Autónoma Metropolitana con un recorte de 110 millones de pesos.

Esto expresa de fondo una enorme contradicción de los funcionarios del gobierno de la "cuarta transformación", quienes en mesas de negociación se comprometen a respaldar las justas demandas de los trabajadores pero en los hechos aplican políticas de austeridad republicana que implican despidos, recortes salariales y reducción de presupuestos de educación, ciencia y tecnología.

Es por eso que en medio de una situación crítica por la pandemia y la crisis económica que golpea a millones de familias trabajadoras, la defensa de la educación pública y los derechos laborales debe ser bandera de las principales centrales sindicales que se reclaman democráticas como la UNT, la NCT y la CNTE, que deberían respaldar, mediante la movilización de sus agremiados, los reclamos de los docentes del Telebachillerato Comunitario.

Consideramos que las demandas de los docentes se pueden cumplir mediante el no pago de la ilegal deuda externa y de impuestos progresivos a los grandes fortunas de empresarios que, como Salinas Pliego, apuntan a liquidar todo derecho laboral mientras amasan enormes fortunas gracias al trabajo ajeno.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias