Mundo Obrero México

CRIMEN INDUSTRIAL

Lear de San Luis Potosí obliga a embarazadas a seguir laborando en plena pandemia

Trabajadoras de Lear Corporation denuncian que la empresa está obligando a embarazas a laborar, a pesar de que los contagios de covid se multiplican en la planta. Se trata de un eslabón más en la cadena de acciones criminales de la empresa durante la pandemia.

Miércoles 20 de enero

Lear Corporation es una empresa de origen estadounidense dedicada a la producción de autopartes y suministros para las empresas armadoras de automóviles, como arneses o asientos para coche. En México cuenta con 31 plantas en 11 Estados del país.

Se ha destacado durante la pandemia de covid-19 por exponer sin remordimientos la salud y la vida de sus trabajadores. Un nuevo testimonio expone como se vive esta situación en la planta de Lear en San Luis Potosí.

“En Lear Corporation obligan a las embarazadas a seguir trabajando, ya hubo más de 20 casos de Covid dentro de la empresa y no los mandaron al seguro, les piden que vayan a un médico privado” cuenta una de las trabajadoras de la empresa.

Además los contagios no paran, al contrario siguen en aumento, “ya son doce casos nuevos de contagio, entre esos, dos gerentes y dos supervisores y aun así siguen obligando a las embarazadas a ir a trabajar”, sigue el relato de la trabajadora.

La cosa no acaba ahí. A pesar de la situación no se están tomando las medidas básicas para prevenir contagios, a las y los trabajadores “los hacen ir en transportes llenísimos, no toman ni la temperatura al entrar”.

Una continuada actuación criminal

Pero la actuación criminal de Lear no comienza aquí, se negó a acatar el decreto de marzo que obligaba a suspender las labores no esenciales, incluidas las de maquilas autopartistas

Como consecuencia, en la planta Río Bravo en Ciudad Juárez, tan solo entre marzo y mayo de 2020, treinta obreros pagaron con su vida la inhumana actuación de la empresa.

Solo en abril la empresa suspendió labores unas cuantas semanas, pero redujo el pago de los obreros que emplea hasta el 65% de su salario, afectando duramente el ingreso de miles de familias trabajadoras.

Además, en junio se dio a conocer que la empresa daba como indemnización para las familias de las y los trabajadores muertos por Covid, la miserable cantidad de 2 mil 800 dólares y un año de salario, unos 70 mil pesos.

Queda claro pues, que para Lear como para el conjunto de las maquilas y las empresas transnacionales la vida de los obreros es de importancia menor, su preocupación central es la acumulación de ganancias.

Por ello consideramos importante amplificar la voz de cada trabajador y trabajadora que se deciden a denunciar la negligencia de las empresas y a exigir condiciones seguras de trabajo. Solamente las y los trabajadores pueden garantizar para sí mismos y sus familias condiciones dignas para enfrentar la pandemia.

No dejemos que las empresas operen como si nada pasara, sigamos sacando a la luz la criminal actuación de las empresas. Invitamos a las y los trabajadores a seguir denunciando, a seguir alzando la voz, La Izquierda Diario está abierta para recibir y publicar sus testimonios.






Temas relacionados

Abuso patronal   /   Mundo Obrero México   /   San Luis Potosí   /   Lear

Comentarios

DEJAR COMENTARIO