×
×
Red Internacional

Arte. La Mona Lisa fue atacada por un tortazo

El hecho ocurrió en el Museo del Louvre de Francia y fue protagonizado por un hombre disfrazado de anciana en silla de ruedas que luego gritó pidiendo que “piensen en la Tierra”.

Lunes 30 de mayo | Edición del día
Télam

Una insólita situación se vivió en las últimas horas en el Museo del Louvre cuando La Gioconda, el famoso cuadro de Leonardo Da Vinci valorado en USD 2.5 billones de dólares,, fue atacado por un hombre que le tiró una torta, causando sorpresa y escándalo por imágenes que rápidamente se hicieron virales en las redes sociales.

La pintura es una de las obras más famosas del mundo y para poder verla unos minutos es necesario hacer una fila de hasta tres horas debido a la cantidad de gente que a diario van a verla. Este sería el contexto entonces en el cual esta persona disfrazada, en un momento se levantó de la silla de ruedas en la que estaba y vandalizó la obra de arte. Según trascendidos en redes sociales, la persona habría intentado romper antes el vidrio protector para luego tirar sin más la torta y después decir “piensen en la Tierra, hay gente que está destruyendo la Tierra. Todos los artistas piensen en la Tierra. Por eso hice eso” al ser reducido por el personal de seguridad del museo.

Pintada entre 1503 y 1519, La Mona Lisa fue adquirida por el rey Francisco I de Francia a comienzos del siglo XVI y desde entonces es propiedad del Estado francés. No es la primera (ni probablemente sea la última) vez que el cuadro fue atacado. El 30 de diciembre de 1956, le tiraron una piedra durante una exhibición en el Louvre. Lo hizo con tanta fuerza, que destrozó la vitrina y desprendió un trozo de pigmento del codo izquierdo. La pintura estaba protegida por un cristal, ya que pocos años antes, un hombre que declaró estar enamorado de La Gioconda la había cortado con un cuchillo e intentado robarla. ​Desde entonces, se instaló un cristal a prueba de balas para proteger a la pintura de nuevos ataques.

El 21 de abril de 1974, mientras el cuadro estaba expuesto en el Museo Nacional de Tokio, una mujer le arrojó pintura roja como protesta por la ausencia de accesos al museo para personas discapacitadas, tiró una taza de cerámica comprada en la tienda del Louvre que se rompió contra el cristal protector.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias