×
×
Red Internacional

Imagen del día.Grito de Independencia: Con cientos de miles de damnificados, nada que celebrar

Este 2021, el grito de "Viva México" llega con cientos de miles de damnificados por las fuertes lluvias, derrumbes e inundaciones que padecen la desidia de un Estado que ofrece láminas y becas para no garantizar el derecho a una vivienda digna y segura.

Miércoles 15 de septiembre | 14:24

A pesar de los discursos nacionalistas y triunfalistas, en tres años de administración la dependencia de México hacia potencias como Estados Unidos se ha reforzado.

Si bien la administración de Joe Biden y la de AMLO han mantenido una relación diplomática constante — mucho más contrastante si se compara con la relación del gobierno de Trump con el del Enrique Peña Nieto, de total humillación— , lo cierto es que se han mantenido elementos de subordinación extrema. La política migratoria es quizás la más clara, convirtiendo a México en patrulla fronteriza y por la vía de los hechos en "tercer país seguro". Las deportaciones han alcanzado cifras históricas tanto para EEUU como para México, así como la presencia militar en ambas fronteras mexicanas.

Del 3er.Informe al Grito de la independencia: Discurso y realidad en tiempos de AMLO

La implementación del T-MEC (en particular de sus capítulos laborales), así como su total cooperación para la reactivación económica forzada en zonas fronterizas a pesar de la pandemia, son parte de este camino de subordinación económica, política, militar y diplomática que el gobierno de la "Cuarta Transformación" encontró allanado y cuya senda continúa, reforzando lo hecho por gobiernos anteriores del PRI y del PAN.

Este 2021, el grito de "Viva México" llega con cientos de miles de damnificados por las fuertes lluvias, derrumbes e inundaciones que padecen la desidia de un Estado que ofrece láminas y becas para no garantizar el derecho a una vivienda digna y segura. Todo en medio de un circo en donde políticos y empresarios se pronuncian cínicamente a través de sus redes sociales en solidaridad con las familias obreras a las que exponen y mantienen en condiciones de precariedad y constante riesgo. Así lo denunciaron en el Estado de México cientos de vecinos de Ecatepec que se manifestaron en exigencia de recursos para los casi 150 mil pobladores afectados tras las inundaciones de la semana pasada.

Este 16 de septiembre, las y los trabajadores, la juventud y el conjunto del pueblo de México no tenemos nada que festejar. Con fronteras militarizadas y el cada vez más claro encumbramiento de políticos del PRI y el PAN en la administración de AMLO, está claro que es necesario luchar por una independencia efectiva. Que enfrente no sólo la subordinación económica —frenando, por ejemplo, el pago de la deuda externa— sino también la entrega de los recursos naturales, expulsando de una vez por todas a las trasnacionales y sus megaproyectos de muerte y poniendo la industria energética en manos de sus trabajadores, para verdaderamente iniciar un proceso en donde los recursos estratégicos no sean moneda de cambio entre gobiernos y empresarios, sino que estén al servicio de las mayorías.

Al sur y al norte de nuestras fronteras, los verdugos son los mismos. Nuestro grito de independencia debe ser también por la unidad de trabajadores y pueblos de América del Norte y Latinoamérica en solidaridad con quienes padecen la depredación y voracidad imperialista.

La independencia de México y la “Cuarta Transformación” de AMLO




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias