Política México

ACTUALIDAD

El redoble de la guerra contra el narcotráfico

La semana pasada AMLO anunció un redoble en la guerra contra el narcotráfico, afirmando con esto la continuidad de una política iniciada en el 2006 con el sexenio de Calderón.

Lunes 20 de julio | 21:12

La semana pasada el presidente Andrés Manuel López Obrador visitó Guanajuato, Jalisco y Colima, los tres estados más violentos del país. En esta gira dejó clara su estrategia de seguridad nacional con un reforzamiento de la guerra contra el narcotráfico.

En esta nueva etapa, como la llamaron, autoridades federales y estatales "trabajarán conjuntamente en la lucha contra el narcotráfico", dejando claro que gobierno y oposición -de derecha- tienen acuerdo en seguir impulsando una estrategia que no ha traído más que violencia, con cientos miles de muertos, desaparecidos y desplazados.

Las aduanas tanto terrestres como marítimas, así como los puertos van a estar a cargo de elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y la Secretaría de Marina (Semar), con la justificación de que las drogas más dañinas entran por estas vías.

Atrás quedo la famosa frase de campaña “abrazos, no balazos”, que prometía dar un giro en la estrategia de seguridad nacional y por lo que millones de personas votaron a AMLO. Nuevamente el problema de las drogas es tratado como una cuestión de seguridad y no como lo que de verdad es, un problema de salud.

Lo cierto es que no les interesa resolver este problema, pues para los cárteles y los altos funcionarios implicados en el tráfico de drogas significaría atacar el negocio que les ha traído enormes ganancias desde hace décadas.

Un negocio que no sólo se mantiene con el tráfico de drogas, sino con la trata de personas y el negocio redondo que significa el tráfico de armas proveniente de los Estados Unidos.

Es una "guerra" que tiene como principal objetivo mantener status quo y el monopolio legítimo de la violencia por parte del estado –y a otro nivel, por parte del crimen organizado– en contra de los trabajadores, el pueblo pobre y los migrantes.

Para eso debe existir una salida distinta a la que el gobierno de la Cuarta Transformación está continuando después de 14 años de inicia la guerra contra el narco.

Una salida de la clase trabajadora que plantee la desmilitarización inmediata del país y la disolución de los cuerpos represivos del Estado y del narcotráfico que actúan conjuntamente para aterrorizar a la población. Y lo más importante, que ataque la raíz de este gran negocio, su ilegalidad, es así como planteamos que todas las drogas tienen que ser legales, además de que tienen que existir programas de salud efectivos para combatir las adicciones.

Por eso, el presupuesto del ejército y las fortunas de los grandes capos, tienen que ser utilizadas para financiar el sistema de salud en busca de resolver no sólo el problema de las adicciones, sino las necesidades que se desprenden de la pandemia.






Temas relacionados

"Guerra contra el narco"   /   Política México   /   AMLO

Comentarios

DEJAR COMENTARIO