Cultura

DANZA

El arte no muere en el ciberespacio, no dejamos de querer expresar

En tiempos de la pandemia, el arte no deja de estar presente. Muchxs artistas, se enfrentaron con la situación de buscar nuevas formas de desarrollar su trabajo, nuevas salidas para poder sustentarse y encontrarse de lleno con el rol que cumple el arte y lxs artistas en este contexto. Conversamos con Paula Miguez, bailarina y docente.

Viernes 31 de julio | 12:55

Entrevistamos a Paula Miguez, bailarina de bellydance y docente. Nos cuenta su recorrido artístico, su búsqueda de estrategias que le permitan crecer como artista, como llegar a las personas en este contexto desde la danza. Intercambiamos sobre el arte como trabajo, las nuevas formas de hacer arte en este contexto y las dificultades que conlleva para lxs artistas que eligen el arte como forma de vida.

¿Cuál es tu actividad, a qué te dedicas?
Mis actividades son varias. Me dedico a la danza, desde pequeña. He tenido la suerte de trabajar desde la enseñanza como también, entregando al público toda mi pasión en cada escenario. El bellydance formó parte de mi vida, de mi dia a dia. Ya no es una actividad, es una manera de vivir. Construir conocimiento del movimiento con otras personas, es lo más asombroso que me dió la danza. Amo educar en el movimiento. Amo bailar.

Antes de la cuarentena, ¿dónde desarrollabas tus trabajos?
En mi salón de clases, que es donde resido. En escuelas de danza, como también ofreciendo show artístico para fiestas, eventos y agasajos. Por suerte, tenía mucho trabajo y hasta fechas programadas de show para abril, mayo y junio. Obviamente, todo se vio obligado a cancelarse.

¿Cómo vas llevando tus proyectos artísticos?
De manera online, con difusión en las redes. Mucha difusión. Pagos a facebook e instagram, mercado libre para promocionar mis publicaciones. Redes que cobran en dólares, con el famoso impuesto a las empresas internacionales, y que lamentablemente no está al alcance de todes. Proyectando trabajos con otres artistas, gente del ambiente en el que me muevo. Para seguir apoyando el arte, y sus trabajos.

¿Cómo te afectó la cuarentena? ¿Tenés menos ingresos debido a esta crisis?
Me afectó en el ámbito laboral artístico. Los ingresos que obtenía por las clases y shows disminuyeron notablemente. Esto ayudaba a mi sueldo mensual, ya que tengo otro trabajo con un sueldo fijo, que no alcanza. Y ahora, menos.

¿Qué problemas tenés por trabajar bajo esta modalidad?
Las alumnas, no están siempre dispuestas a mostrarse en cámara, es distinto. El alcance de seguidores en las redes cuesta y mucho. Para todo hay que pagar, hasta para tener gente que se interese en lo que haces. Y, obviamente, la energía cambia y eso repercute en el estado de ánimo de todas las personas. Al principio, todo el mundo se quería mover y había mil opciones para tomar clases de baile en las redes. Pero tanto confinamiento, la gente se acostumbró a este nuevo estilo de vida, que ya la falta de contacto en el arte se torna necesaria para su continuidad.

¿Qué pensás que se puede hacer desde el sector artístico y cultural para enfrentar esta situación?
Pienso que el arte es revolucionario en todas sus formas. Ahora, estamos comprometides a través del ciberespacio. No nos queda otra. Y qué mejor revolución que la de desparramar arte en todo su esplendor. Mostrarle al público que el arte no muere en el ciberespacio, que no dejamos de querer expresar y somos parte de este problema ecológico-social que estamos atravesando.

Hoy el arte enfrenta pandemia, crisis climática drástica, derrumbe del sistema socioeconómico mundial; por eso, hay que darle una intención al accionar artístico actual. Una intención de sanación positiva, a través del trabajo, apoyando a les trabajadores en su labor, revalorizando el arte como un trabajo social de suma urgencia para la humanidad.

¿Qué opinás de las medidas que ha tomado el gobierno? ¿Qué te parece que falta para paliar la crisis que están sufriendo les trabajadores del arte y la cultura?
Me enteré por ahí que estaban ofreciendo becas a les trabajadores artísticos, corrí a anotarme (sabiendo que iba a fallar), y obviamente me encontré con lo que esperaba: error en la página, el sistema no responde. Además de los requisitos, que no están al alcance de todes, y menos de les que trabajamos desde la autonomía y autogestión.

Por otro lado, si tuviera la respuesta a qué falta para paliar la crisis mundial, con el gobierno de turno, con sumo gusto la respondería.

Te puede interesar: Becas Sostener Cultura II, un parche insuficiente

Muchos analistas dicen que "ya nada será como antes luego de la pandemia". ¿Qué pensás de esto? ¿Crees que pueden surgir nuevas ideas de cómo llevar adelante lo artístico y cultural con esta situación? ¿Lo ves posible?
Creo que la vuelta va a ser larga, sinuosa y lenta, muy lenta. Debemos asimilar lo que está por venir, ya que serán las crisis existentes pero duplicadas, para adaptarnos a una nueva forma de conexión humana. La paranoia del tocarse otra vez va a repercutir demasiado en el arte, lo cual nos va a llevara construir otro espacio, que de hecho, ya lo estamos construyendo.

Contacto:
Shania Najla
Shania Najla
Shania bellydance
email: [email protected] / [email protected]






Temas relacionados

cultura, precarización y pandemia   /   Danza   /   Cultura

Comentarios

DEJAR COMENTARIO