Sociedad

EE.UU.

Carta abierta de habitantes de El Paso contra Trump

Los habitantes de El Paso pidieron en la misiva que el presidente Trump se abstenga de visitar la ciudad, señalándolo como responsable indirecto de los ataques.

Martes 6 de agosto | 23:42

Al enterarse de que el presidente magnate podría visitar la ciudad fronteriza después del atentado sucedido el pasado 3 de agosto, en el que un supremacista blanco asesinó a 22 personas (incluyendo a ocho mexicanos) e hirió a otras 24, habitantes de El Paso han circulado en redes una carta abierta pidiendo su ausencia e identificándolo como un actor preponderante en la reproducción del discurso xenófobo en la población blanca de Estados Unidos.

Estimado presidente Trump:

Quienes firmamos esta misiva, organizaciones e individuos que hacemos de El Paso y el sur de Nuevo México nuestro hogar, y nuestros amigos y aliados a través de esta gran tierra, le enviamos esta carta con la esperanza de que, después de este crimen atroz, usted NO venga a El Paso, nuestro hogar.

Este es un momento de intenso dolor y luto, y apreciamos el impulso de consolar a los familiares de los muertos y heridos; sin embargo, su presencia no traerá consuelo ni descanso del dolor que tan brutal e insensiblemente se nos ha impuesto. Pedimos, en cambio, su ausencia.

Lo decimos porque reconocemos que es su retórica y sus acciones lo que nos ha llevado a este terrible momento. Este tirador se inspiró en sus palabras y sus actitudes. Su descripción de los solicitantes de asilo como una "invasión", de los mexicanos como "violadores y criminales", de los inmigrantes no autorizados como "animales", su constante insistencia en sembrar el odio y el miedo, su aceptación del racismo y la supremacía blanca, todo ello en los últimos años, nos ha traído a este lugar de dolor. Dada esta historia de odio de tu parte, te pedimos que te mantengas alejado.

Mientras tanto, lamentaremos esta pérdida —los 22 muertos y los 24 heridos, nuestros padres y madres, vecinos y amigos— sin usted. Esto es lo mejor para todos.

Pero mientras te mantienes lejos, lejos de la muerte, el dolor y la pena que has causado, esperamos que te tomes un momento para la introspección genuina, la búsqueda profunda del alma y la penitencia. Esperamos que cambie realmente.

Esperamos que usted tenga la gracia y la humildad de pedir el perdón de nuestra comunidad. Esperamos que tras este horror no volvamos a escuchar nunca más el lenguaje racista, xenófobo y odioso que ha marcado su presidencia. Esperamos que rompa sus lazos con supremicistas blancos como Kris Kobach, Steve Bannon y Stephen Miller.

Esperamos que usted defienda las leyes y políticas que prohíben las armas de asalto y las revistas de alto rendimiento, que promulguen revisiones universales de antecedentes y que exijan leyes de bandera roja que quiten las armas de aquellos que se hacen daño a sí mismos o a otros.

Esperamos que detenga las políticas que criminalizan, demonizan y deshumanizan a los migrantes. Esperamos que eleve nuestra frontera sur como la "Nueva Isla Ellis" [1] de nuestra era, una puerta de entrada a una América inclusiva y acogedora que sigue siendo la tierra de oportunidades para todos.

Sólo entonces, después de haber demostrado este cambio, genuino y significativo, en sus palabras, sus actos y su corazón, podemos darle la bienvenida nuevamente en El Paso. Mientras tanto, debemos insistir en que no es bienvenido aquí.



[1La isla Ellis es una isla en Nueva Jersey donde llegaban los inmigrantes que venían de Europa a buscar asilo a finales del siglo XIX y principios del XX. Allí llegaban los barcos y lo primero que veían era la Estatua de la Libertad. La expresión se refiere a que quieren que la frontera sur se vuelva un lugar a donde puedan llegar los migrantes en paz y vivir en EE.UU.





Temas relacionados

El Paso   /   Donald Trump   /   Estados Unidos   /   Sociedad   /   Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO