×
×
Red Internacional

Según el informe, 9 de 82 comunas analizadas, tienen a más de la mitad de la población expuesta a incendios forestales. Dentro de ellas, Valparaíso y Viña del Mar son de las que más poseen habitantes en riesgos.

Sábado 14 de agosto | Edición del día

Alarmante informe da cuenta de las comunas más afectadas por desastres como incendios y tsunamis. Este fue emitido por el Sistema de Indicadores y Estándares de Desarrollo Urbano (SIEDU) y elaborado por el Consejo Nacional de Desarrollo Urbano (CNDU) y el Instituto Nacional de Estadificas (INE).

En el caso de los incendios, las comunas más afectadas son:
Penco (91,9%), Tomé (75,3%), Maule (66,6%), San Antonio (59,7%), Villa Alemana (56,9%), Quilpué (54,8%), San Pedro de La Paz (54,5%), Lota (51,9%) y Limache (50,4%).

El informe también analizó infraestructura estratégica, de las cuales se cuentan 935 equipamientos de educación, 136 de salud, 83 de seguridad y gobierno local.
A esto, hay que sumar las viviendas, muchas construidas con madera, sin cortafuegos, pegadas unas a otras y que terminan siendo un peligro para los habitantes de la zona. Esto es lo que vive verano, tras verano la región de Valparaíso.

Conaf también manifestó un estado de alerta, en razón de que se han registrado 40 incendios forestales desde julio a la fecha, una cifra alta, considerando que aún no inician los meses de calor. Según expertos, esto tiene que ver irremediablemente con el cambio climático, que tendrá sus meses más duros durante la temporada de calor

Al respecto, el director ejecutivo de Conaf, Rodrigo Munita, señaló que La temporada de incendios ya se inició. Ya es una temporada compleja, con una sequía absoluta. Estamos con menos del 70 por ciento de un año promedio normal. Se produce mucho material más seco. Necesitamos la colaboración de cada uno de ustedes que nos está escuchando: ayúdenos a cuidar el bosque porque también las ciudades se van a ver enfrentadas cada vez más a que el fuego llegue más cerca",

En la misma línea, el presidente del CNDU, Sergio Baeriswyl señaló que "el cambio climático acentuará la recurrencia de incendios forestales, amplificando la vulnerabilidad de la población. Sólo en las áreas urbanas de Valparaíso y Viña hay más de 240.000 habitantes expuestos. Muchos de ellos viven en cerros y quebradas que continúan poblándose a través de asentamientos informales, y en algunos casos con problemas de acceso al agua potable. Esta es una urgencia que requiere el accionar del Estado".

El aumento de incendios forestales dan cuenta de un anticipo a las olas de calor y sequía que ya ha empezado a mostrarse fuertemente a nivel mundial, como la situación que está viviendo Grecia y Turquía, donde los gobiernos son incapaces de adaptarse al cambio climático, aprobando proyectos que que afectan a los recursos hídricos, como Alto Maipo, como ejemplo.

Estas condiciones medioambientales tienen responsables de por medio. Uno de los principales son las industrias forestales, con el monocultivo de eucaliptus y pino radiata que provocan sequía en zonas que además no cuentan con cortafuegos que evite la extensión de las llamas con facilidad.

De las empresas forestales más importantes, encontramos a los grupos económicos de los Matte y Angelini, negocio al que favoreció la dictadura de Pinochet, con el DL 701 que otorgó un millonario bono gubernamental hacia las grandes forestales que hiciera plantación de pinos y eucaliptus, por lo que el bosque nativo fue desapareciendo en medio de talas ilegales e incendios sospechosos.

A esto, se suma que el 1% de la población mundial es responsable de más del doble de las emisiones de CO2, según un estudio de la fundación Oxfam. Esto evidencia que la crisis ambiental está fuertemente ligada al modelo capitalista que depreda a la naturaleza en función de sus intereses, destruyendo bosques nativos y aprobando proyectos energéticos con alto impacto en el medioambiente.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias