Géneros y Sexualidades

UNIVERSIDAD

Tercer día de paros en la UNAM contra la violencia de género

Tras tres días de paros de distintos planteles en la UNAM, estudiantes siguen organizándose contra la violencia de género

Jueves 6 de febrero | 21:55

Se cumplen tres días del estallido de una oleada de paros en decenas de planteles de la UNAM contra la violencia de género.

A finales de la semana pasada, algunos planteles como la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales, las preparatorias 7 y 9 o la Facultad de Artes y Diseño fueron tomadas por grupos reducidos sin que existiera una discusión con sus comunidades. El denominador común de estas tomas fue el apoyo a la toma de más de dos meses de la Facultad de Filosofía y Letras, demandas contra la violencia de género en la Universidad y reivindicaciones específicas de cada plantel.

Pero, en los últimos tres días, se desarrollaron asambleas de cientos e incluso miles de estudiantes en otros colegios, escuelas y facultades. Fue el caso de la Facultad de Arquitectura, FES Acatlán o el Colegio de Ciencias y Humanidades Sur. De tal forma, contra los deseos de las autoridades universitarias, una decena de nuevos planteles se fueron a paro, en repudio a la violencia de género que enfrentan estudiantes, trabajadoras y académicas en la máxima casa de estudios.

Las escuelas que se sumaron a las tomas tras haber definido paros son los Colegios de Ciencias y Humanidades planteles Naucalpan, Vallejo y Sur, la escuela nacional preparatoria número 3, 5, 6 y 8 y la FES Acatlán. Al cierre de este artículo, también inició el paro el CCH Oriente.

En particular en algunos de estos planteles donde se hicieron asambleas previas a las tomas, se realizaron distintas actividades, como charlas, foros, discusiones sobre el pliegos petitorios y actividades artísticas. Desde la Agrupación Juvenil Anticapitalista y Pan y Rosas México, hemos planteado la necesidad de un plan integral contra la violencia de género, que sea discutido por la comunidad universitaria sin ninguna injerencia de las autoridades, que no sea punitiva ni apunte al fortalecimiento de las instituciones represivas de la universidad, como el reaccionario Tribunal Universitario. Y que para eso es fundamental la realización de asambleas masivas, que funcionen democráticamente y donde se resuelvan todos los pasos a dar.

Puede interesarte: Autoridades de la FES Acatlán mandan jugadores de americano a golpear estudiantes

En la universidad, los ánimos se caldearon aún más tras las declaraciones del Rector Grauecriminalizando la legítima protesta de miles de estudiantes que impulsan las asambleas y paros, y argumentando que su administración ha hecho todo lo posible por “lograr la equidad”. También López Obrador habló de “mano negra” en la UNAM. Luego de eso, Graue anunció su “aceptación” del pliego de la Prepa 9. Pero el hecho es que las autoridades universitarias solo buscan fortalecer su aparato represivo y evitar que el movimiento se generalice y adopte una perspectiva independiente y progresiva.

En la declaración de Pan y Rosas, presentamos algunas propuestas para combatir la violencia de género en la Universidad, sin replicar una perspectiva que fortalezca el aparato represivo de la universidad ni fomentar la confianza en las autoridades universitarias ni en la acción del Estado, responsables de la violencia contra las mujeres que se vive en las escuelas.






Temas relacionados

Enrique Graue   /   UNAM   /   Géneros y Sexualidades   /   Juventud

Comentarios

DEJAR COMENTARIO