Mundo Obrero México

CONGRESO SITUAM

SITUAM: Balance de una huelga histórica rumbo al 43 Congreso General Ordinario

Este 5, 6 y 7 de septiembre se realizará el 43 Congreso General Ordinario del SITUAM, es pertinente regresar al balance de esta histórica huelga para determinar qué pasos seguir en el próximo periodo.

Felipe de Jesús Pedraza

Trabajador de la UAM I, Estudiante de la Lic. En Políticas Públicas UAM-L

Martes 3 de septiembre | 17:13

Después de 93 días de huelga y la llegada del 43 Congreso General Ordinario se trata de hacer un balance general de la huelga, demostrando las diferentes posturas que se tuvieron durante ésta.

La huelga estalló con muy poca diferencia de votos por parte de los delegados departamentales. Así mismo, los mecanismos para contener una huelga y para realizar una negociación han ido cambiando y evolucionando con el pasar de los años.

De la misma manera, el contexto político en el que se encuentra el país no fue muy favorable para el movimiento que inició el SITUAM, esto debido a que el Gobierno Federal ha entrado con políticas anti-obreras, tratando de desestabilizar los movimientos sociales.

La huelga de este 1° de febrero ha sido considerada como una huelga histórica, como la huelga de la dignidad, como la mejor huelga que ha habido después de muchos años. De esto se desprenden varias preguntas ¿por qué se considera una huelga histórica? ¿por qué se denomina huelga de la dignidad? ¿por qué ha sido la mejor huelga después de muchos años?, después de hacer un análisis se llega a la siguiente hipótesis.

Para responder la primera pregunta, se dice que fue una huelga histórica porque se generaron dos emplazamientos a la vez. El primero, aumento salarial, y segundo, violaciones al CCT vigente, además de que se obtuvo el 100% de los salarios caídos y con esto se da un ambiente de lucha combativa y de unión por parte de los trabajadores de base, los cuales pretenden seguir con sus cometidos de lucha para obtener mejores condiciones laborales en un futuro.

También por el contexto nacional, marcado por la cuarta transformación y las huelgas obreras en Matamoros y el sindicalismo universitario. En este periodo de la 4t, los movimientos y huelgas masivas han venido en aumento en todo el país debido a los factores enmarcados en cuanto a las políticas anti-obreras que se basan en el desmantelamiento de los sectores más precarizados a nivel nacional, los cuales son los obreros, personas que tienen horarios laborales extensos y un salario mal remunerado.

Se dice que fue la huelga de la dignidad porque fue la mas larga de la historia de las huelgas en la UAM.

El SITUAM y sus agremiados, al no tener salarios durante los 93 días, tuvieron que sostener el movimiento y también a sus familias, demostrando que la dignidad está por delante de toda lucha para la obtención de mejores condiciones y derechos laborales, demostrando así a los altos mandos de la Universidad que el CCT vigente es de nosotros y se tiene que respetar a como de lugar.

Por último, se menciona que ha sido la mejor huelga después de muchos años, en primera, como se menciona anteriormente, se obtuvo el 100% de salarios caídos, se obtuvieron plazas para todas las unidades, un incremento en el vale de despensa y se creo una gran unidad entre los compañeros trabajadores.

Pero con todo esto, a pesar de que los compañeros de base se muestran felices y contentos al término de esta huelga, parece ser que no es suficiente con lo que se obtuvo en las mesas de negociación y con la firma de los acuerdos, hubimos delegados que no estuvimos de acuerdo con el levantamiento de la huelga y los mecanismos de cómo se hizo

En un principio, la huelga estalló por dos emplazamientos, los cuales fueron un aumento salarial digno y las violaciones al CCT vigente que la universidad venía haciendo desde hace varias décadas atrás.

Durante la huelga, las demandas emplazadas se fueron desvaneciendo. En las mesas de negociación se tocaban temas que estaban fuera de estos emplazamientos, jugada fácil que encontró la Universidad para evadir rápidamente a la mesa negociadora, pero ¿qué paso con esto? Fueron tantas las discusiones en las mesas de negociación, que al final de cuentas la Universidad optó por sólo dar el 100% de salarios caídos que se peleaba desde el inicio de la huelga. Con esto los trabajadores quedaron satisfechos y no voltearon a ver el aumento salarial que se estaba pidiendo.

De la misma manera, la Universidad dio la salida fácil al ofrecer las plazas que había prometido muchos años atrás y un pequeño aumento al vale de despensa.

En cuanto a las violaciones al CCT, al parecer las demandas efectuadas por el SITUAM ante la junta de Conciliación y Arbitraje en el emplazamiento a huelga, sólo fueron mitos, porque la Universidad sólo realizó las promesas pertinentes para levantar la huelga y éstas no han sido cumplidas hasta la fecha.

Como conclusión a estos puntos, parece que las mesas de negociación efectuadas entre el sindicato y la universidad solo fueron meros juegos, ya que con el 100% de los salarios caídos la huelga no tenía que haber durado los 93 días que duró y mucho menos desgastar física y mentalmente a los compañeros trabajadores.

¿Por qué se menciona esto? Se menciona porque el emplazamiento se inició para obtener un aumento salarial y no sólo un porcentaje de salarios caídos. Si se hubiese pedido el porcentaje desde un inicio, la huelga se hubiera levantado desde los primeros 15 días de estallada, pero los mecanismos no fueron los adecuados para así poder romper el tope salarial y ese rezago que se tiene desde varios años atrás.

Lo anterior se puede repetir para todos los puntos mencionados, ya que no se obtuvo gran ganancia al finalizar la huelga, suena crudo y visceral, pero esa es la verdad.

Los mecanismos de las huelgas han evolucionado, en este punto se reconoce la gran participación de las mujeres en la huelga, ya que, a lo largo de esos 93 días, fueron las mujeres las que ocuparon gran espacio, tomando responsabilidades como fueron comisiones, parte de las mesas de negociación, marchas y mítines, campamentos, boteos, seccionales, comités de huelga, sin dejar atrás su asistencia como parte del SITUAM a la marcha del 8M.

Se puede decir que se rompió con el estereotipo ¨(...) hubo una mayor participación de ellas.

Existieron diferentes sectores organizados de trabajadores que estuvieron en pie de lucha durante los 93 días de huelga, como la jornada acumulada de unidad Iztapalapa, la cual asistió a cubrir todas sus guardias en su horario de trabajo con la mayoría de sus integrantes. Realizaron guardias entre semana, formando grupos unidos y enseñando la cultura sindical que se tiene desde inicios de SITUAM, la lucha por la creación del CCT y la lucha de mejores condiciones laborales.

Una de las principales conclusiones del proceso de huelga fue la necesidad de refrendar la independencia política de cualquier gobierno. Ya que bajo el gobierno actual, los diputados locales del Morena generaron una propuesta de intervención estatal para terminar el conflicto a favor de las autoridades, además de la intervención de Conciliación y Arbitraje en favor de las mismas.

Otra conclusión muy importante es que tenemos que salir en unidad con otras fuerzas sindicales para poder romper el tope salarial. Quedó demostrado que para romperlo hace falta más que una incipiente coordinación de los sindicatos que lleguen a estallar la huelga. Es necesario que otros sindicatos como el STUNAM nos apoyen de manera activa.

Por último, es clave la formación de nuevos cuadros al calor del empuje de una nueva manera de hacer política. Algo que se conquistó en la huelga fue la necesidad de tener una visión política, sería un error retroceder a una visión meramente sindical. Esto abre la posibilidad de forjar nuevos cuadros del sindicato que nos formemos en otra tradición sindical.






Temas relacionados

Cuarta Transformación de AMLO   /   Huelga del SITUAM   /   SITUAM   /   Mundo Obrero México

Comentarios

DEJAR COMENTARIO