Economía

SIGUEN NEGOCIACIONES ENTRE MÉXICO-EE.UU.

Revés para el gobierno de México, no hay acuerdo para neutralizar aranceles

En conferencia de prensa en la embajada de México en Washington, el secretario de Relaciones Exteriores intentó resaltar algo tan elemental como que se están llevando a cabo conversaciones. El primer día de las negociaciones se estrelló contra la intransigencia de Trump.

Miércoles 5 de junio | 22:10

Según dio a conocer Marcelo Ebrard, los gobiernos de Estados Unidos y México continuarán negociando mañana jueves en busca de acercar posiciones sobre los aranceles que el presidente estadunidense Donald Trump anunció para la totalidad de los productos mexicanos.

El secretario apuntó que ambas partes admitieron que la situación actual no se puede mantener como está. "Mañana trabajaremos varias horas para explorar cómo acercar las posiciones", sostuvo.

De acuerdo con el canciller, la reunión, de la que participaron Mike Pence, vicepresidente de EE.UU., y Mike Pompeo, secretario de Estado, fue "respetuosa y en buen ambiente", que "no se desecharon las posturas de ambas partes" y afirmó su optimismo sobre el desenlace de las conversaciones.

Explicó que lo que está quiere el gobierno de Trump son medidas a corto plazo para frenar la migración. “De parte de México nuestro posicionamiento es que hay que tomar medidas no solo en lo inmediato y no solo punitivas”, señaló.

Agregó también “Tenemos que agotar la ronda que tenemos ahora procurando que no haya un efecto económico la siguiente semana… nos gustaría evitar el impacto a las tarifas para las dos economías”.

Pero Trump tiene su propia agenda. Mientras se desarrollaba la reunión, de la que no participó, publicó dos tuits en los que hacía referencia a la misma, y amenazó que si este jueves no se llega a un acuerdo “los aranceles de 5% comenzarán el lunes, con aumentos mensuales según la programación”. Y calificó de insuficiente el avance en la negociación con México.

La delegación mexicana tiene esperanzas por la participación del vicepresidente estadounidense, pero contextualizan la ofensiva de Trump en el marco de la campaña electoral para su reelección y consideran que por eso el mandatario volteó a golpear con fuertes medidas a su socio comercial

Las exigencias de la Casa Blanca son muy rudas: impedir que los migrantes lleguen a EE.UU., segundo vigilar su frontera sur (con Guatemala), tercero combatir la corrupción de agentes migratorios.

Es decir, exigen una mayor subordinación aún del gobierno de López Obrador para que acepte ser el tercer país que contenga la migración que provocó la aplicación de los planes neoliberales impuestos por Washington. Esto en el marco de que hasta el momento, el gobierno del Morena se ha mostrado sumiso, servil y conciliador ante el imperialismo estadounidense.

Te puede interesar:
La Crisis México-EEUU: Tarifas, migración y opresión imperialista






Temas relacionados

Gobierno AMLO   /   T-MEC   /   Donald Trump   /   Aranceles   /   Migrantes   /   Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO