Política Estado Español

DEBATE ELECCIONES

Puyalón, EH Bildu y “Ahora Repúblicas” ante el 10N

Un debate con la orientación política de EH Bildu y Puyalón de Cuchas antes las elecciones del 10N y las presiones a elegir el "mal menor".

Asier Ubico

Zaragoza

Viernes 8 de noviembre | 16:17

Foto: Presentación en Madrid de la candidatura a las europeas de Ahora Repúblicas.

La coalición electoral de “Ahora Repúblicas” formada por ERC (Cataluña), EH Bildu (Euskadi), BNG (Galicia), Endecha Astur (Asturias), Ahora Canarias (Canarias) y Puyalón de Cuchas (Aragón), obtuvieron más de 1,3 millones de votos para las elecciones generales del 28 de abril, presentándose también para las últimas elecciones europeas. En aquellas, el partido soberanista aragonés obtuvo 803 votos por dicha comunidad.

El pasado 28 de septiembre “finalmente, las bases de Puyalón de Cuchas decidieron por unanimidad volver a participar en la candidatura de Agora Repúblicas para los comicios estatales del 10 de noviembre”. Sin embargo, y aunque no han explicado el contenido y la forma de este proceso, fuentes de Puyalón informaron a este diario que los partidos de la coalición en esta ocasión se presentarían con sus propias siglas en cada comunidad autónoma. Cuestión que no invalida los posibles acuerdos que se tengan en el parlamento español.

Sea como sea, todos los hechos apuntan que los integrantes de esta coalición seguirán manteniendo el mismo espíritu de estos meses. Por el momento, ninguno de sus partidos viene de hacer una crítica a su desafortunada política del “mal menor” para “frenar a la derecha”. Tampoco de cuestionar el Govern catalán, sobre todo porque ERC esta cogobernando de la mano del PDeCaT. Y junto al Gobierno de Sánchez, dirigen la Policía Nacional y los Mossos que vienen reprimiendo a la juventud catalana.

Aunque “Ahora Repúblicas” quiera presentarse como una alternativa de izquierdas a la cuestión nacional, su objetivo de conseguir, presionar o investir un Gobierno del “progreso” con el PSOE no es muy diferente del que persigue Unidas Podemos. Y como ya estamos viendo, la integración natural de UP en el régimen por la vía de la adaptación programática y política al PSOE (con el acatamiento por parte de Pablo Iglesias de la sentencia del procés y junto a Garzón la condena de la supuesta violencia de la juventud catalana) no pareciera ser una alternativa muy de izquierda que digamos.

EH Bildu: “Dimos oportunidad al Estado para que conformara un gobierno”

En las páginas de Izquierda Diario ya hemos explicado por qué en Galicia llamamos a votar nulo a pesar de que hay un sector de la izquierda que se puede referenciar en el BNG. Un tanto de lo mismo pasa con EH Bildu, también integrante de “Ahora Repúblicas”.

Aunque muchos lo ven como una referencia de izquierda, EH Bildu está muy lejos de representar una izquierda rupturista que se presente a estas elecciones generales con la idea de bloquear un Gobierno del PSOE, como, por el contrario, si está planteándose la CUP. Y esto tiene que ver con el utópico proyecto de Bildu de tratar de negociar un referéndum pactado con el mismo Estado que se lo niega. Es decir, una estrategia que acaba por blanquearle la cara a una posible restauración “progre” a la crisis del Régimen del 78, ya sea con el PSOE, o de la mano de Unidas Podemos, como reivindicaba la portavoz abertzale Mertxe Aizpurua en el Congreso.

Y aunque una salida así se diera, sigue teniendo muchos limites, como estamos viendo estos meses. Entre otras cosas porque el PSOE no tiene ninguna intención de enfrentar el aparato judicial del posfranquismo que Sánchez quiere legitimar. Es por eso que, ya sea de la mano de los social liberales o del trifachito, el objetivo es mantener todo “atado y bien atado”.

En este contexto, la mano extendida practicada por Otegi estos meses hacia el PSOE resulta aún más vergonzosa. No solo porque el Gobierno en funciones ha estado a la cabeza de la ofensiva represiva contra Catalunya, sino porque a pesar de que Sánchez se negó a negociar absolutamente nada con “el soberanismo de izquierdas”, Bildu no dudo en votar la abstención a favor de la investidura del partido de los GAL. “Nosotros nos abstuvimos desde la primera sesión de investidura porque cumplimos lo que decimos”, decía Otegi en agosto.

En septiembre, Otegi reivindico que Bildu le diera una “oportunidad al Estado para que conformara un Gobierno que no fuera de la derecha, pero lo hicimos en Madrid, lo hemos hecho en Nafarroa y en algunos ayuntamientos del país como Laguardia”.

Y no iba a ser la última vez. Al igual que su homologo gallego, el partido de Otegi ha vuelto a reiterar hasta la saciedad (aunque sin muchas esperanzas) que le tenderá la mano al PSOE en el caso de que no pacte con la derecha. “Si pretende solucionar las cosas de otra manera, probablemente estaremos dispuestos a ayudar, aunque lo vemos difícil”, decía el líder abertzale en un acto de campaña que recogía el Diario Vasco, donde además llamaba a la unidad del “conjunto del soberanismo” según recoge Naiz. Declaraciones que hizo justo después de que el “levantamiento” catalán en octubre fuera reprimido tanto por el PSOE como por el Govern compartido de ERC.

Puyalón de Cuchas, sin salir de la lógica del “mal menor”

Por otro lado, en Aragón, el otro partido que se presenta a las elecciones generales este próximo 10 de noviembre y que viene representándose también en el proyecto de “Ahora Repúblicas” es Puyalón de Cuchas. Desde hace tiempo, Puyalón viene de una larga serie de malas experiencias con el neorreformismo, que ellos mismos han calificado de “desastroso”.

En distintas notas hemos abordado críticamente la participación de estos compañeros y compañeras tanto en la candidatura municipalista de Zaragoza en Común, como su alianza electoral con Unidas Podemos para las generales (Chuntos Podemos), por no plantearse pelear por un programa anticapitalista y una estrategia rupturista que iba en contra del ADN de estas confluencias.

La ruptura organizativa con el neorreformismo ha sido un paso muy positivo. Sin embargo, sin un balance más profundo del porqué de estos fracasos será muy difícil pensar cómo construir una confluencia realmente anticapitalista. Por el momento, las distintas alianzas y políticas establecidas estos meses apuntan a que mantendrán esta infortunada orientación hacia el “mal menor”.

Después de fracasar la confluencia con Podemos Aragón, Puyalón no tardó en interpelar a la mismísima Chunta Aragonesista a formar una candidatura electoral. Partido que en ese momento pedía a gritos la confluencia electoral con el PSOE y que en estas elecciones se presenta con Mas País de Errejón, que expresa mejor el espíritu para nada rupturista de CHA.

Habiendo rechazado CHA la propuesta de Puyalón, ésta pasó a formar parte de la nueva candidatura soberanista “Ahora Repúblicas”. Cuando en aquel momento el secretario general de Puyalón, Daniel Lerín, se refirió al tema del “voto útil” en una rueda de prensa de la que informo Arainfo en abril, contesto: “¿Voto útil, pero para quién? ¿Para los que niegan referéndums? ¿Para los que han renunciado a la transformación social? Nuestro voto es un voto de ilusión. Agora Repúblicas llega para vencer desde la palabra y la coherencia”.

Tras estos meses de experiencia, si no era una obviedad mucho antes, los integrantes de “Ahora Repúblicas” no solo siguen manteniendo la estrategia de apoyo al “mal menor”, es decir hacia quienes “niegan referéndums” como el PSOE. También hacia quienes “han renunciado a la transformación social” como Podemos e IU, o una lógica de colaboración con partidos como ERC que no solo reprimen a la juventud, sino que en Catalunya implementan las mismas políticas precarizadoras contra la clase obrera que el resto de partidos del Régimen.

Toda esta orientación de Puyalón van en un sentido contrario a la campaña de “Ingobernables” de la candidatura lanzada por las CUP en Catalunya, a la cual desde la CRT estamos llamando a votar de manera critica, planteando abiertamente que no se sumara a ningún apoyo a la “pata izquierda” del régimen.

Puyalón defiende partes de un programa progresivo, como la derogación de la reforma laboral, el impago de la deuda, la nacionalización de los sectores estratégicos, el derecho a decidir o la lucha por impulsar un “proceso constituyente estatal de una alianza de pueblos soberanos […] sin imposiciones de las élites y el gran capital”. Por otro lado, en las distintas plataformas, juntos a las compañeras y compañeros del CRT en Zaragoza, Puyalón viene peleando honestamente frente a una izquierda cobarde y electoralista que se niega a defender la solidaridad con el movimiento democrático catalán.

Es por eso, que llamamos a las compañeras de Puyalón de Cuchas a ubicarse en la campaña de la CUP y alejarse tanto de la dirección del procesismo que dirigen los partidos de “Ahora Repúblicas”, como de Unidos Podemos que pretende ocupar el papel del PSOE, y que llamen valientemente a impugnar la pata izquierda del Régimen.

Al no presentarse en Aragón una perspectiva de independencia de clases, desde el CRT estamos llamando al voto nulo en solidaridad con Catalunya, como lo hacemos en el resto del Estado, y el voto critico a la CUP en Catalunya. Sin embargo, interpelamos a los compañeros y compañeras de Puyalón a abrir espacios, asambleas y comités en las que poder establecer un dialogo para poder pensar y reflexionar de qué manera construir una izquierda de clase y anticapitalista.






Temas relacionados

EH Bildu   /   #Elecciones10N   /   Puyalón de Cuchas   /   ERC   /   Política Estado Español   /   Aragon

Comentarios

DEJAR COMENTARIO