Economía

DEUDA Y FMI

Primera misión del FMI a la Argentina bajo el Gobierno de Fernández

Así lo confirmó el presidente Alberto Fernández, tras la aprobación de la Ley de Emergencia que delega funciones al Ejecutivo. La misión del FMI viene a iniciar formalmente las negociaciones con el Gobierno por la deuda externa.

Martes 24 de diciembre de 2019

El presidente Alberto Fernández confirmó este lunes que en los "próximos días" vendrá a Buenos Aires una misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) para iniciar formalmente las negociaciones con el Gobierno por la deuda argentina.

Las negociaciones "informales" vienen llevándose a cabo desde antes de la asunción del nuevo Gobierno, de las que poco se conoce públicamente. No obstante, muchas de las exigencias del organismo se vieron reflejadas en la letra del proyecto de Emergencia, que entre otras cosas buscó "desindexar" el gasto mediante un ajuste a los jubilados con la suspensión de la movilidad jubilatoria.

Te puede interesar: Ajustando para Kristalina

También se incluyen en estas exigencias el achicamiento del déficit fiscal resultante de esa ley, como la prórroga para el tratamiento del Presupuesto 2020 en el Congreso, que si bien tendrá sesiones extraordinarias durante todo el verano, no debatirá los lineamientos del presupuesto nacional.

Con la sanción de la Ley, el presidente quedó habilitado para tomar en los próximos 180 días numerosas decisiones sin tener que someterlas al Congreso, especialmente en relación a la deuda pública.

Desde la Casa Rosada, Alberto Fernández dijo que su "preocupación es tratar de ordenar esto" y manifestó que "con Martín (Guzmán, el ministro de Economía) decimos que hay que tranquilizar la economía, a la Argentina, y estar todos un poco más tranquilos para empezar el año".

Vale mencionar que el Presidente había expresado que "lo hemos dicho hasta el cansancio, y lo voy a cumplir, que no van a pagar la deuda los sectores más desposeídos".

El punto es, no sólo la voluntad de pago de una deuda fraudulenta e ilegítima, sino lo bajo de la vara para medir quiénes son los más desposeídos, lo que implicará perjudicar a la mayoría de los asalariados y hasta a jubilados que obtienen haberes de apenas más de $ 19.000, mientras siguen dejándose intactas las ganancias de los grandes grupos económicos que se beneficiaron estos años.

Te puede interesar: Éric Toussaint: ¿qué hacer con la deuda odiosa?

Asimismo, Fernández reconoció que con la sanción de la Ley de Emergencia, denominada de Solidaridad Social y Reactivación Productiva "los mercados reaccionaron bien" porque "vieron racionalidad, que hay un programa de crecimiento para pagar la deuda". Los mercados ven la racionalidad de sus ganancias, ese es el lenguaje que manejan.

El acuerdo con el FMI está caído. Del crédito stand by por $ 57.000 millones se desembolsaron $ 44.000 millones, en su mayoría utilizados para garantizar el cobro de la deuda a acreedores privados. Los desembolsos previstos para septiembre de 2019 en adelante fueron suspendidos por el organismo, a la espera de la negociación de los términos del ajuste.

El presidente Fernández adelantó en su discurso de asunción en el Congreso que tiene "voluntad de pago" de la deuda y que no van a repetir la historia con el FMI de "misiones imprudentes".

La deuda con el FMI cuenta con enormes irregularidades, pero no hay siquiera un intento de revisión y auditoría. Mientras tanto, implica una injerencia directa del organismo en la política económica.

Te puede interesar: La deuda es ilegal y fraudulenta: ¿por qué no se audita?






Temas relacionados

Alberto Fernández   /   Reestructuración de deuda   /   Deuda   /   Deuda externa   /   FMI   /   Deuda pública   /   Economía Nacional   /   Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO