Mundo Obrero México

TAMAULIPAS

Por "explosividad sindical" Delphi amenaza con irse de Ciudad Victoria

Después de masivos despidos en los últimos meses, Delphi amenaza con irse de Ciudad Victoria con el pretexto de inestabilidad laboral por conflictos entre la CTM y el Sindicato de Industrial de Maquiladoras.

Alex Osorio

México

Lunes 4 de septiembre | 14:06

En los últimos meses la empresa autopartista Delphi ha sido cuna del conflicto entre la charra Confederación de Trabajadores de México (CTM) y el Sindicato industrial de Maquilas (SIM), dirigido por María Dolores Zúñiga por la titularidad del Contrato Colectivo de Trabajo (CCT).

Pero también ha sido cuna de masivos despidos por el constante golpeteo que ha hecho el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump y es que la cancelación de Ford (por presión de Trump) y la renegociación del Tratado de Libe Comercio de América del Norte (TLCAN) arrojan una verdadera presión para las patronales que no quieren perder un centavo en sus ganancias.

La solución de los empresarios para no afectar sus ganancias ha sido dejar cientos de familias en la calle. Esto ha sido motor de la organización de cientos de trabajadores para realizar paros laborales y enfrentar los despidos, cuestión que alentó paros en varias empresas como RBC o BARD.

La CTM ha salido en voz de la empresa para decir que Delphi se va de Ciudad Victoria supuestamente por el conflicto entre ellos y el SIM, cuestión que la CTM aprueba e incluso le sugiere que se vaya de Ciudad Victoria pero no del estado, proponiéndole varios municipios de Tamaulipas.

Te puede interesar: 600 despidos en Delphi por cancelación de la planta de Ford

Edmundo García Román, secretario general de la CTM en la región declaró: “Se pueden ir, nosotros lo que les hemos ofrecido es que no se vayan de Tamaulipas si Victoria no les es oportuno pues con el mismo contrato pueden seguir en Matamoros, en Valle hermoso, en Nuevo Laredo, en Valle Hermoso también se está tratando de desarrollarse la maquila”.

Sin embargo, lejos de la disputa entre sindicatos, la verdadera razón por la que Delphi amenaza con el cierre la planta es porque los obreros han expresado con distintas acciones que no están dispuestos a seguir soportando las condiciones de superexplotación que impuso la empresa con el aval de la CTM.

El descontento se ha expresado en los paros laborales, las retenciones de maquinaria y bloqueos de entradas. Lo que preocupa a la patronal es que la organización entre los obreros se desarrolle por fuera de la CTM e incluso del SIM.

¿Qué hacemos si la planta cierra?

La CTM presiona a la base trabajadora y entre líneas intenta decirles a los trabajadores que ellos tienen a culpa de que Delphi se vaya. Los obreros que le generan ganancias millonarias y que dejan la vida en la fábrica son los "culpables" por intentar enfrentar los despidos, despidos que no tienen otra causa más que la preservación de las millonarias ganancias de Delphi.

La apuesta de la patronal y de la CTM es amedrentar a los obreros para garantizar la continuidad de una brutal explotación laboral, despidos y la CTM como representación sindical.

Frente a esto, es indispensable enfrentar la amenaza de cierre rodeando de solidaridad a las trabajadoras y los trabajadores de Delphi, empezando por las organizaciones sindicales que se reclaman democráticas, como la Unión Nacional de Trabajadores (UNT), la Nueva Central de Trabajadores (NCT) y la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

Las obreras y los obreros deben saber que sin ellos la empresa no funciona y pese a que la patronal tenga la posibilidad de transferir la fábrica a otro municipio o a otro estado, ellos tienen la posibilidad de cambiar el rumbo y ser ejemplo, como lo han sido para cientos de obreros en otras maquilas.

Los trabajadores pueden seguir produciendo sin necesidad del patrón. Si el patrón amenaza con irse, que se vaya y que la empresa se quede bajo control de sus trabajadores, al final los trabajadores que sudan las largas jornadas laborales entre la maquinaria tienen más derecho de quedarse con la fábrica y gestionarla que el propio patrón.

En conclusión si los patrones quieren amedrentar a la base obrera y dar una lección para el conjunto de los trabajadores que se alzan contra los despidos y golpean a los patrones con paros laborales, que ellos sean quienes se lleven la sorpresa. Si el patrón cierra la fábrica que esta sea gestionada bajo control obrero y que el estado asuma las deudas y costos de cualquier cosa que se necesite para sostenerla.

Para fortalecer luchas como la de Delphi, que se dan en el seno de la clase obrera industrial, es urgente construir un sindicalismo democrático, combativo y que responda a los intereses de sus agremiados independiente a los charros de la CTM.

¡Familias en la calle nunca más!






Temas relacionados

TLCAN   /   Mundo Obrero México   /   Donald Trump   /   Delphi   /   Confederación de Trabajadores de México (CTM)   /   Tamaulipas   /   UNT

Comentarios

DEJAR COMENTARIO