Sociedad

TRABAJO PRECARIO

#PAYUP: Denuncian a Cardi B y Kylie Jenner de explotación y exigen pagos a sus trabajadoras

Se denuncia a Cardy B y Kylie #Jenner (dueña de Kendall+Kylie) pues suspendieron los pagos a sus proveedores por pedidos realizados y ya fabricados, resultando en que las trabajadoras residentes en Bangladesh que hacen su ropa no reciban ningún sueldo.

Miércoles 1ro de julio | 22:32

La excusa es que la pandemia imposibilitó la venta de la última colección. Algunas otras marcas que también son parte de la denuncia son Fashion Nova, Forever 21, Gap Inc, Walmart, Primark y URBN (dueña de Urban Outfitters). En estos momentos, al menos 15 empresas textiles multinacionales están siendo denunciadas en redes sociales por falta de pago a trabajadoras que fabrican sus líneas. El hashtag #PayUp se viralizó para comenzar a exigir que cumplan con los pagos.

#PayUp en la historia

El HT #PayUp surgió por primera vez después de la tragedia de Rana Plaza en 2013 y fue un movimiento que exigía que las marcas internacionales de ropa mostraran responsabilidad hacia sus cadenas de suministro. Se utilizó para presionar a empresas multinacionales cuyas prendas se elaboraban en las fábricas, para tomar nota de las condiciones en las que operan estos trabajadores y para compensar a los afectados por la tragedia de manera total y justa. Desde entonces, ha evolucionado como parte de un movimiento mayor contra la precarización y la explotación laboral.

Siete años más tarde, el hashtag surge nuevamente después de que salió a la luz la falta de responsabilidad que muchas multinacionales que hoy muestran nuevamente cadenas de explotación en medio de una pandemia. Muchas marcas se han negado a aceptar pedidos completos, exigieron grandes descuentos en pedidos completados, se negaron a cumplir con los pagos pendientes y penalizaron los retrasos en las producciones de las fábricas de RMG de Bangladesh desde marzo de 2020.

Actualmente grandes retailers cancelaron y suspendieron pedidos existentes de 2.4 billones de euros (incluyendo 1.3 billones en pedidos que ya estaban terminados o en producción media en Bangladesh). Posteriormente negaron también pagos a sus trabajadores de fábrica. Esto ha afectado a más de 4 millones de trabajadorxs de la confección sin un medio de vida durante la noche solo en Bangladesh.

Kylie Jenner, lejos de la realidad de millones de trabajadoras

La estrella estadounidense de televisión de realidad Kylie Jenner, que apareció por primera vez en la lista de multimillonarios de Forbes en 2019 a los 21 años, se enfrenta a una intensa ira y organización en redes sociales, después de que su línea de ropa Kendall + Kylie se negara a pagar a las trabajadoras en Bangladesh.

Según los informes, Kylie también ha limitado sus comentarios de Instagram después de que los fanáticos le exigieron que pagara a las trabajadoras.

Con 182,3 millones de seguidores, es la cuarta persona más seguida en toda la aplicación y la segunda mujer más seguida y si bien Kylie y demás empresas participan en el activismo hashtag sobre #BlackLivesMatter, sus discursos y acciones son fuertemente cuestionadas al devastar a millones de trabajadores, sin derecho a sueldo, pasando hambre, en medio de la pandemia y exponiendo sus vidas.

No es la primera vez que miembros del clan Kardashian están en la mira por producciones controversiales. Hace un par de años, su hermana Kendall fue motivo de polémica cuando protagonizó un comercial de Pepsi en una supuesta manifestación completamente artificial que, en el comercial, es calmada por la joven Kendall regalándole una lata de Pepsi a la policía (algo que, dadas las circunstancias de lucha de clases en Estados Unidos, habría encendido la ira más fuertemente).

Después de darse a conocer el problema del pago, muchos seguidores continúan expresando sus comentarios para exigirle que pagara a los trabajadores de la fábrica, incluso si eso significaba utilizar sus propios fondos personales. Entre las iniciativas, está una petición mediante la plataforma Change.org.

Te puede interesar: H&M, Zara y Primark: trabajadoras protestan contra despidos antisindicales en la India y Myanmar

No son hechos aislados

Las protestas de las trabajadoras textiles en fábricas que producen para marcas internacionales también se están multiplicando en la India. Por otro lado, varias marcas de la calle comenzaran a publicar y hacer campañas mediáticas en solidaridad con las protestas de BLM que tienen lugar en todo el mundo.

Desde el movimiento comenzaron a señalar la evidente hipocresía de algunos, como Kendall + Kylie. La marca había publicado compromisos para donar en apoyo de BLM y aportar a la reducción de la desigualdad y el racismo, mientras su marca crece a costa de la vida de miles de trabajadoras. Ahora a través de #PayUp, se denuncia que lo estaban haciendo para apaciguar al público durante un movimiento popular y no para comprometerse con la causa. La negativa a aceptar la responsabilidad y pagar sus cuotas termina perjudicando aún más a las personas racializadas que trabajan en sus fábricas proveedoras.

#PayUp es una muestra más del hartazgo ante la injusticia, y que se entronca con las multitudinarias movilizaciones contra la injusticia racial, comienza a configurarse un cuestionamiento va más allá de la opresión, y lucha por arrancar el racismo de raíz, contra el capitalismo y la supremacía blanca. #PayBangladeshWorkers

#PayUP, empresas denunciadas:
1. Topshop
2. Kendal + Kylie
3. Primark
4. H & M
5. GAP
6. Fashion Nova
7. Forever 21
8. Free People
9. Anthropologie
10. Walmart (ASDA)
11. Bestseller
12. C&A
13. Bonmarché
14. Peacocks
15. Old Navy
16. Athleta
17. Banana Repúblic
18. JCPenney
19. Kohl’s
20. Levi Straussz
21. MotherCARE
22. Sears

Te puede interesar: Jari Jones, la contracara de las mujeres explotadas por Calvin Klein






Temas relacionados

Bangladesh   /   Sociedad   /   Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO