Política Estado Español

JUDICATURA

Los “méritos” de Lamela para ser magistrada del Tribunal Supremo

Después del nombramiento de la jueza Lamela el Tribunal Supremo, repasamos algunos de sus casos más polémicos...y su interpretación sobre el delito de terrorismo.

Miércoles 1ro de agosto de 2018 | 16:52

En la reforma del Código Penal de 2015, pactada entre el PP y el PSOE tras el pacto antiyihadista, el concepto de delito terrorista no quedó concretado, dando rienda suelta a que algunos jueces, y juezas como Lamela, vean terrorismo en todas partes.

Terrorismo...en los jóvenes de Altsasua

La jueza Lamela fue condecorada con la Cruz de Plata al Mérito de la Guardia Civil el 15 de octubre de 2016, tal y como aparece en su relación de méritos del Poder Judicial. Ese mismo día, 15 de octubre de 2016, hubo una pelea en un bar de Altsasua que acabaría con ocho de los jóvenes acusados con penas de cárcel de entre 2 y 13 años.

Fue la jueza Lamela quien reclamó el traslado de la causa de Altsasua de la Audiencia de Navarra a la Audiencia Nacional. Lo hacía después de que tres días después de la pelea en el bar, COVITE (Colectivo de Víctimas del Terrorismo en el País Vasco) interpusiera una denuncia en la Audiencia Nacional por delitos de terrorismo y odio y admitida a trámite por ella misma.

En junio de este año, después de un año y medio de prisión preventiva para algunos de los jóvenes de Altsasua, la Audiencia Nacional los condenaba a penas de cárcel de entre 2 y 13 años. Lo hacía por delito de “lesiones, desórdenes públicos y amenazas” con agravante de “delito de odio”, descartando el delito de terrorismo.

Terrorismo...en lo que pasó en la manifestación de marzo de 2017 en Pamplona

La Audiencia de Navarra, después de remitir el caso en un primer momento a la Audiencia Nacional, dictó un auto donde resolvía que lo que pasó el 11 de marzo de 2017 en Pamplona no era terrorismo. No obstante se mantenía la prisión preventiva por un delito grave de desórdenes públicos.

La jueza encargada de instruir el caso fue Lamela, que veía un posible delito de terrorismo porque consideraba que la manifestación convocada y los altercados que hubo no eran un acto aislado de desórdenes públicos sino un conjunto de acciones violentas.

Finalmente, los cuatros jóvenes imputados se enfrentaban en mayo de este año a la Audiencia Nacional acusados de un delito de terrorismo.

Y de nuevo....terrorismo en ‘Straihgt Edge’

Lamela envió a un joven activista de un colectivo anarquista vegano, acusado de organización criminal y terrorismo, 16 meses a la cárcel.

No hubo juicio y las únicas pruebas fueron tweets con frases como “Goku vive, la lucha sigue” y productos de limpieza que se llevan de la casa del joven cuando le detienen.

Después, la Fiscalía les acusaba a varios de los integrantes de este grupo de enaltecimiento del terrorismo en redes sociales por lo que les pedían dos años.

Ahora, la Audiencia Nacional les ha absuelto a todos por falta de delito.

La sedición de los políticos catalanes

Por supuesto no podía faltar en este recorrido de “méritos” la pelea incansable de la magistrada contra los líderes políticos catalanes. Lamela estaba de guardia cuando se registró la denuncia de la Fiscalía contra Jordi Sànchez y Jordi Cuixart. En octubre, enviaba al presidente de Òmnium Cultural y de la ANC a prisión sin fianza por sedición por las convocatorias del 20 de septiembre ante la Conselleria de Economia de Barcelona.

Lamela también se encuentra tras el auto que envió a prisión provisional sin fianza a Oriol Junqueras, Raül Romeva, Jordi Turull, Josep Rull, Dolors Bassa, Meritxell Borràs, Joaquim Forn y Carles Mundó.

Después de perder las competencias sobre los investigados, continuó la investigación contra el ex Mayor de los Mossos, Josep Lluís Trapero, al que procesó por sedición.

Pocos días antes de que se hiciera cargo de la investigación en torno al referéndum del 1 de octubre, el ex ministro del Interior, Zoido, le entregó la medalla al mérito policial.

Lamela llegó a la Audiencia Nacional en 2014. Ahora, la mayoría conservadora del Poder Judicial la aupaba al Supremo. El pasado 24 de julio obtenía 13 de los 21 votos, llevándola a ocupar la plaza de José Manuel Maza. El Consejo del Poder Judicial mostrando su cara más reaccionaria y “premiando” a una jueza de sobra conocida por mostrar la cara más reaccionaria y represiva de la judicatura.






Temas relacionados

Tribunal Supremo   /   Altsasu   /   Iruñea-Pamplona   /   Política Estado Español   /   Represión   /   Catalunya   /   Libertades Democráticas

Comentarios

DEJAR COMENTARIO