Mundo Obrero México

COMISIONES DE MUJERES

Las mujeres en la huelga minera de Media Luna en Guerrero

Son esposas, madres, tías, hijas e hijos de mineros que trabajan en la empresa canadiense Torex Gold. Se organizaron para apoyar a sus compañeros en la heroica huelga por la defensa de la libertad sindical y contra las injusticias de la empresa y la CTM.

Miércoles 3 de enero | 14:06

El conflicto

Desde el pasado 3 de noviembre los trabajadores de la mina Media Luna en Cocula Guerrero, iniciaron un paro de labores como respuesta al despido de 600 trabajadores que organizaron un nuevo sindicato y decidieron afiliarse al Sindicato de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos y Similares de la República Mexicana (STMMSRM).

Como parte de una lucha por condiciones de trabajo dignas, los trabajadores eligieron al Sindicato Minero encabezado por Napoleón Gómez Urrutia como el titular del Contrato Colectivo de Trabajo (CCT). Sin embargo, esta decisión no fue respetada por la empresa canadiense, que desde el inicio de sus operaciones en 2015, impuso a los trabajadores no solamente jornadas de más de 12 horas y salarios miserables, sino también la charra dirección sindical de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) que solapa y permite cualquier cantidad de abusos contra los mineros.

Alianzas de clase

En su lucha contra los salarios de hambre, la precariedad y explotación laboral y los abusos de la empresa canadiense Torex Gold, los mineros de Media Luna no están solos. Han hecho importantes alianzas de clase, tanto con ejidatarios de las poblaciones cercanas que han sido afectados por la actividad de la minería y particularmente, con sus compañeras madres, esposas, hijas y familiares que también son parte de la lucha.

Las mujeres acuden diariamente al plantón afuera de la puerta 3 de la mina ubicada en Cocula, Guerrero. Junto a sus compañeros, realizan no solamente tareas domésticas, sino que también administran y reparten entre las familias la ayuda solidaria de parte de organizaciones sociales y sindicales, pues desde el mes pasado la empresa suspendió el pago de salarios a los huelguistas. Los hijos e hijas de mineros también están presentes en el plantón de sus padres.

Junto a sus compañeros enfrentan el sol quemante, las altas temperaturas, la falta de agua y los cortes en servicios de comunicación. Ellas también vivieron el cobarde ataque de un grupo armado de la CTM, que el pasado 20 de noviembre le arrebató la vida a los hermanos mineros Víctor y Marcelino Sahuanitla Peña.

Una dura pelea entre mineros y empresarios

Los mineros huelguistas y sus aliados, tienen en contra no solo a la burocracia gangsteril de la CTM, sino también a la empresa, el gobierno estatal, las autoridades laborales, los medios de comunicaciones oficiales y hasta la Iglesia católica y la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Guerrero. Todos unidos para atacar derechos tan elementales y valiosos para los trabajadores, como lo son la libertad y autonomía sindical.

Por todo esto, el apoyo de las mujeres y los pobladores de municipios cercanos es fundamental para continuar con la huelga y ganar la representación sindical elegida por la base trabajadora.

De igual manera es urgente que todos los sindicatos y organizaciones democráticas -como la UNT y la NCT- se solidaricen con la huelga en Media Luna, para romper el cerco mediático y de mentiras con el que la empresa canadiense ha aislado la justa lucha de los mineros.






Comentarios

DEJAR COMENTARIO