Mundo Obrero

INFORME OIT

Casi la mitad de la población mundial activa corre peligro de ver desaparecer su fuente de sustento

La Organización Internacional del Trabajo estimó una reducción de las horas de trabajo en todo el mundo para el segundo trimestre de 2020. Ante esta situación es necesaria una salida de otra clase para que los trabajadores y los sectores populares no paguen los costos de esta crisis.

Federico Rovensk

CeProDH | Zona Norte GBA

Sábado 2 de mayo | 17:04

img134241|center

Se estima que 1600 millones de personas correspondientes al trabajo informal y 305 millones de trabajadores del trabajo formal podrían perder su fuente de trabajo [1].

El nuevo informe de la OIT publicado el 29 de abril sobre los efectos del “covid19”, realiza distintas estimaciones del mercado de trabajo, dividido por países de bajos, medianos y altos ingresos, como así en trabajo formal, trabajo informal, calculadas en pérdidas de horas de trabajo del primer semestre y estimaciones para el segundo semestre 2020.

¿Qué es la OIT?

Es una agencia de la ONU, que reúne a 187 países y está compuesta por Gobiernos, empresarios y sindicatos de cada uno de los países miembros. Tiene facultades para realizar convenciones internacionales y recomendaciones, obligando a los Estados miembros a cumplir lo que firman.

En particular en Argentina, los convenios y recomendaciones que realiza la OIT tienen carácter supralegal. Esto quiere decir que obliga al Estado a “introducir” los convenios internacionales, en su normativa interna; sea modificando, creando, adaptando o derogando leyes internas que contradigan lo estipulado por el organismo.

Pisa tan fuerte, que examina regularmente la adopción de dichas normas y su aplicación, generando responsabilidad internacional del Estado, ante el hipotético incumplimiento.

Esa facultad de realizar convenios, tendría que ser destinada a detener la sangría de la desocupación, y no solo a brindar información.

¿A quién se debe afectar?

En este marco, la OIT establece que casi la mitad de la población activa mundial, 1600 millones de personas, se quedará sin ingresos.
¿No sería justo, entonces, estimar cuánto afectar a las corporaciones, las multinacionales y los multimillonarios que, en algunos casos, tienen más riqueza que el PBI de un país entero, antes que calcular cuántos van a perder su trabajo?

Dicho de otra manera, es posible que millones de familias no se vean arruinadas por la pérdida de ingresos. Para ello es necesario afectar a un sector de la sociedad, el más rico de la población mundial. Siendo generosos, es el 1% de la población mundial.

La cuenta resulta impactante. Arruinar al 50% de la población mundial o afectar al 1% de ella. Entonces, ¿por qué se da por supuesto que la crisis la van a pagar los obreros -formales e informales- y pequeños comerciantes?

Es así que la OIT y sus países miembros intentar formar un sentido común, estableciendo que, si a los trabajadores no los mata el covid-19, los mata la economía. No se puede permitir.

Para que esto no suceda existen medidas razonables. Prohibir los despidos y repartir las horas de trabajo en todas las manos disponibles, sin tocar el salario. Estas medidas son de carácter urgente y necesarias ante el peligro que corre la mitad de la población mundial de quedarse sin ingresos.

Los datos de la organización mundial del trabajo

En el segundo trimestre, el número de horas de trabajo en el mundo debería ser del 10,5 por ciento inferior al último trimestre anterior a la crisis. Ello equivale a 305 millones de empleos a tiempo completo, lo cual representa un deterioro significativo en relación con las anteriores previsiones de la OIT de 195 millones para el segundo trimestre”.

En tanto para la economía informal, los datos son más escalofriantes, ya que advierte:

“La caída constante de las horas de trabajo a nivel mundial a causa del brote de COVID-19 significa que 1.600 millones de trabajadores de la economía informal, esto es, casi la mitad de la población activa mundial, corre peligro inminente de ver desaparecer sus fuentes de sustento [2]

Te puede interesar http://www.laizquierdadiario.com/Mas-de-300-millones-de-personas-seran-despedidas-en-medio-de-la-pandemia

Por último, la organización insta a adoptar medidas urgentes y a proteger a los más vulnerables. Es decir, no establece ninguna resolución práctica.

Estimaciones locales

Argentina, por supuesto, no está exenta de esta situación. Distintos observatorios [3]sobre pérdidas de ingresos, suspensiones y despidos, hablan de 325 mil personas afectadas. Además, existen más de 11,5 millones de personas que se preinscribieron en el registro para cobrar el Ingreso Familiar de Emergencia (IFE).

El IFE es de 10 mil pesos y como se sabe, los millones de personas que se preinscribieron en el IFE, son trabajadores en negro que han sufrido los despidos no contados como tales, ya que no hay mediciones de ellos.

Ello quiere decir que, aproximadamente a 9 de los 11,5 millones de trabajadores que solicitaron el ingreso familiar, les fue denegado. Han perdido su fuente de subsistencia y hasta el momento, no obtuvieron ninguna ayuda.

Pero hay otra salida

El primero de mayo, día internacional de los trabajadores, en contraste con el “sentido común” que quieren imponer los Estados y los empresarios, de que la crisis la deben pagar los obreros y las obreras.

El PTS y sus partidos “hermanos” de otras regiones, que reúnen a más de 14 organizaciones internacionales y el Frente de Izquierda, realizaron un acto en el cual analizaron todo el panorama ante la crisis económica internacional, acrecentada por la pandemia y han propuesto los siguientes puntos:

Cobro extraordinario a las más ricos, impuestos progresivos a las grandes fortunas, prohibición de despidos, la expropiación sin pago a las empresas que despidan masivamente y la puesta en producción bajo gestión de sus propios trabajadores. También plantearon la reconversión de las fábricas para destinar la producción en base a las necesidades del conjunto del pueblo ante la pandemia, como así la unificación estatal del sistema de salud.

Debemos pelear por un mundo post pandemia, porque las necesidades y la defensa de la vida de las mayorías populares se tornan cruciales.

Te puede interesar: http://www.laizquierdadiario.com/https-carga-laizquierdadiario-com-Desde-14-paises-y-en-6-idiomas-mira-el-acto-del-1o-Mayo-de-la-Fraccion-Trotskista-Cuarta







Temas relacionados

OIT   /   Pobreza   /   Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO