Política México

JUICIO EXPRESIDENTES

¿1.500 mdp para consulta sobre juicio a expresidentes? prioridades de la 4T

Ya es oficial, la consulta popular para enjuiciar a expresidentes mexicanos se realizará el próximo 21 de agosto del 2021. Luego del debate sobre el monto presupuestal que se destinará, la pregunta es ¿en medio de la crisis sanitaria que atraviesa el país esta consulta es prioridad?

Jueves 29 de octubre | 17:47

Aunque desde hace algunas semanas la Suprema Corte de Justicia de la Nación declaró constitucional la consulta popular promovida por AMLO y su gabinete desde su campaña electoral, aún quedaban pendientes las minuciosidades de cómo se efectuara dicha consulta.

Este miércoles el Diario Oficial de la Federación publicó la Convocatoria para la Consulta Popular para enjuiciar a expresidentes, la cual se efectuara el próximo 21 de agosto del 2021, en distintos puntos del país de 8 de la mañana a 6 de la tarde. La instancia encargada de efectuar la consulta será el Instituto Nacional Electoral.

Te puede interesar: AMLO mueve sus fichas: envía propuesta sobre juicio a expresidentes

Inicialmente AMLO propuso que la consulta se efectuara el 6 de junio de 2021, junto a las elecciones en la Cámara de Diputados y para elegir a 15 gobernadores estatales. Esto con la finalidad de aminorar los 8,000 millones de pesos que, de acuerdo a INE, se gastarían en realizar una consulta de estas magnitudes.

Además de los beneficios presupuestales era claro que de efectuarse conjuntamente a las elecciones federales, se habría potenciado la participación popular en este “ejercicio de la democracia” tan anhelado por AMLO. Sin embargo, ni ahorrar presupuesto, ni la participación popular resultó una prioridad y la consulta no sólo se efectuara en otra fecha, sino que será necesario solicitar presupuesto extraordinario.

Contradictoriamente, luego de haber acatado el cambio de fecha y elocuente con su férreo discurso de “austeridad”, AMLO informó que el presupuesto destinado será de mil quinientos millones de pesos, para lo que se efectuaran algunos recortes.

Entre las medidas de ahorro que el INE adoptará para esta consulta se encuentran la instalación de 104,667 casillas en comparación a las 164, 550 casillas para las elecciones, se tendrán tres funcionarios por casilla en lugar de seis y se recurrirá a la ciudadanía ya capacitada para este tipo de procesos.

Así, dichas modificaciones recaerán, en gran parte, en los trabajadores, jóvenes y mujeres, cuya participación en la consulta no se priorizó de inicio, pero cuya voluntad de encontrar justicia será puesto en juego, ahora sí, “por el bien del pueblo”.

Además, se anulara el Programa de Resultados Electorales Preliminares, se recalcarán los cuadernillos de la lista nominal de la elección y los cómputos distritales se publicaran la misma noche de la consulta.

Te puede interesar: Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto podrían ir a juicio por corrupción

¿Avance en la justicia?

Desde un inicio AMLO declaró certero, que para lograr el enjuiciamiento de los ex presidentes sólo haría falta que el presidente de la República lo promoviera (o sea él). Sin embargo, como ha dejado claro en múltiples momentos, él está dispuesto a perdonar y reconciliarse con los responsables de la guerra contra el narco, de la desaparición de nuestros 43 compañeros normalistas, de Atenco, Odebrecht, y un sinfín de masacres y desviación de recursos.

Bajo este argumento es que se ha impulsado la consulta “para que el pueblo decida”.

A propósito del debate presupuestario AMLO ha “reconocido” al INE que haya aminorado lo más posible los costos, llamando a que si es necesaria una próxima reducción presupuestal hasta los partidos – ¡que albergan a quienes hoy queremos enjuiciar!- pueden apoyar la consulta.

"Yo creo que si se resuelve, no debe de ser una limitación lo del presupuesto, si se solicita un presupuesto austero y se convoca a los ciudadanos, decía yo que hasta a los mismos partidos porque reciben dinero público y podrían ayudar en la organización de la consulta. "

Lo que AMLO omite es que si el pueblo pudiera decidir, realmente, no sólo enjuiciaría a los ex presidentes que tantos daños hicieron al pueblo mexicano sin una consulta carísima. Si el presupuesto estuviera en función de las necesidades del pueblo, mucho menos se invertiría en los altos salarios a funcionarios públicos que vacían el erario público, en la Guardia Nacional o en el pago de la Deuda Externa.

Contrario a ello se destinaria ese presupuesto a construir hospitales, para pagar mejores condiciones laborales a trabajadores de la salud, para invertir en internet para todos, que tanta falta hace con las clases en línea o en pagar albergues para mujeres victimas de violencia. Lo que hiciera falta para enfrentar la crisis sanitaria.

Una vez más el gobierno de la 4T juega con las aspiraciones de justicia y de un cambio en la vida política de millones de mexicanos, con una consulta que no sólo será realizada en una fecha distinta a las elecciones, sino posteriormente, así de paso, le evitamos cualquier disgusto al conjunto de los partidos del régimen – incluyendo a la derecha-, que en los siguientes meses estarán ocupados en la contienda electoral.

Por si las dudas AMLO ya declaró que votará en contra. Esto da cuenta de que la consulta será un teatro en el que se gastarán millones de pesos, mientras mantiene buenas relaciones con estos personajes detestados por la población.

Te puede interesar: ¿Qué es “Si por México” y qué organizaciones lo integran?






Temas relacionados

Cuarta Transformación de AMLO   /   Carlos Salinas de Gortari   /   Vicente Fox   /   Política México   /   Juicio político   /   AMLO   /   Felipe Calderón Hinojosa   /   EPN

Comentarios

DEJAR COMENTARIO